La presentación de la comida; ¿es importante?


¿Sabías que el hecho de comer es una experiencia que involucra todos los sentidos, no solamente el gusto o el olfato?
El sabor es posiblemente el aspecto más fascinante de comer y beber. Utiliza una variedad compleja de sentidos y procesos, que increíblemente trabajan juntos para generar una experiencia unificada y, con suerte, placentera. Los procesos involucrados no son solo aquellos involucrados en la degustación en el momento de comer, sino también la memoria y los procesos de aprendizaje: obviamente evitamos aquellos alimentos de los que tenemos una memoria negativa y favorecemos a aquellos que disfrutamos.
Expertos en psicología de la misma universidad aseguran que la mitad de la información que procesa el cerebro de un modo sensorial, incluso cuando se come, proviene de la vista, la otra mitad se conforma a partir de los datos recopilados por el resto de los sentidos.

Los investigadores han demostrado que una variedad de factores visuales, como el color y el equilibrio de los elementos en un plato, pueden influir en la percepción y la respuesta de los comensales a la comida.
Las personas perciben y aprecian los alimentos de manera multisensorial es decir, la información de los diferentes sentidos se integra tanto en el nivel perceptivo como en el semántico. Estos incluyen, entre otras cosas, la presencia de otras personas la atmósfera o el ambiente en el que se consume la comida, los cubiertos con los que estamos comiendo y la vajilla. Así que vamos a poner en práctica el viejo refrán de comer con los ojos! NO dejes que la presentación de tus platos pasen a ser indiferente!

¿La presentación es tan importante como el sabor?

Los platos con una presentación cuidada nos parece que tienen un mejor sabor. Hoy queremos hablaros de la importancia de la presentación de los platos, a la hora de llevar a cabo una receta. Tan importante es que su sabor sorprenda y guste, como que la presentación sea apetecible y llamativa.

¿Qué es el empatado y la presentación de un palto?

Para saber emplatar comida primero hay que saber a qué nos referimos cuando hablamos emplatado o montaje de comida en cocina. El emplatado es la presentación de un plato, es la acción de situar los diferentes elementos que componen un plato con la finalidad de otorgar comodidad al comensal a la hora de consumirlo, así como también darle un toque estético que lo haga mucho más placentero. Desde tiempos de los romanos, con su gusto por los excesos y el lujo, se empezaron a presentar los platos de formas a cual más original, y se valoraba el mérito de un cocinero por su capacidad de impresionar a los comensales.
Hoy día, está claro, no se estilan estos excesos, y la decoración tiende a ser lo más sencilla y elegante posible, huyendo de barroquismos. Básicamente, dejémonos llevar por nuestra intuición y buen gusto, pero hay varias reglas que nos pueden guiar.

Con el tiempo, el emplatado se ha convertido en un arte. Tanto es así que a veces se piensa más en la estética que en el sabor, un hecho que debemos evitar a toda costa. Lo ideal es crear una presentación coherente entre la estética y el sabor y los elementos del plato. De nada nos sirve un plato bonito pero que sabe mediocre.

Resumen: Uno de los momentos clave de la cocina es la presentación y emplatado de los platos. Cada plato es una obra de arte comestible, así que no hay que descuidar su montaje.

¿Qué elementos componen un plato?

Aparte de la vajilla donde colocaremos los alimentos, ¿qué más necesita un plato para ser un “plato”? Los componentes son muy variados y se deben repartir los distintos elementos para conseguir un emplatado de alta cocina y resaltar su armonía. Entonces, ¿qué tipo de ingredientes debemos tener en cuenta a la hora de presentar un plato?

Las proteínas

Las proteínas suelen ser la parte importante del plato y el elemento principal. Son carnes de todo tipo, ya sean bovinas, porcinas o de aves.

Guarnición

Las guarniciones pueden ser de muchos tipos, pero principalmente hay dos, las de verduras o las de almidón. La guarnición de verduras es un acompañamiento secundario que da frescor y color al plato. Las guarniciones de almidón son el acompañamiento en base a farináceas o carbohidratos, como arroces, cereales o patatas.

Salsas

Las salsas son, en la mayoría de ocasiones, la clave del plato. Al ser un elemento líquido, ofrece muchas posibilidades a la hora de decorar el plato. Una buena idea es pintar en el plato con la salsa, como si de un lienzo se tratase.

Elementos puramente decorativos

Aunque no sean puramente decorativos, ya que aportarán sabor al plato, su cometido es más estético que organoléptico. Son las ensaladas, hierbas, frituras, flores comestibles que muchas veces acompañan a nuestros platos.

Resumen: Evidentemente, no es necesario que todos los platos estén compuestos por los elementos descritos, sino que simplemente los enumeramos para que conozcas todas las opciones que tienes para la decoración de platos gourmet.

Tipos de emplatado; ¿Cuales son?

En primer lugar, si disponemos de suficiente vajilla, la elección del plato es importante. Normalmente suele quedar mejor un plato muy neutro, con color pastel claro, o incluso blanco, y si es sin dibujos mucho mejor. Las vajillas clásicas más decoradas son otra opción, siempre que tengan una decoración sencilla y neutra.

Podemos adoptar diferentes formas de composición básicas

Composición simétrica: Referida a un equilibrio bilateral y proporcional entre las partes del plato, con un equilibrio entre el peso de los diferentes componentes. Existe igualdad de peso en las dos partes del plato, como alas de mariposa. Transmite una sensación de orden y armonía procedente de la misma Naturaleza.

Composición asimétrica:Dividimos la composición en dos partes asimétricas, una con mayor peso que la otra. Transmite un mayor dinamismo y tensión, digamos mayor vitalidad.

Composición rítmica:Repetición de elementos principales con alternancia de otros menos importantes. Crea un efecto dinámico y estimulante, que capta mucho la atención.

Composición oblicua:Líneas transversales y giradas respecto al espectador-comensal, que crean un efecto tridimensional de profundidad, y que transmite gran dinamismo.

Composición en escala:Elementos que se repiten con diferentes tamaños, de forma proporcional.

Composición triangular o piramidal: Jugamos con las alturas, formando una pirámide en el plato, o bien un triángulo en plano.

Composición en cuadrado: (tanto en horizontal como en vertical) Establecemos la composición en base a cuadrados o rectángulos simétricos.

Composición circular o lineal: Respecto a un punto central, disponemos los elementos de forma circular u ovalada, creando un efecto de dinamismo muy interesante.

Criterios para mejorar el emplatado de nuestros platos

Vamos a ver unas sencillas normas y a continuación voy a exponer algunas sugerencias pero sin olvidarnos de que cada uno de nosotros somos los creadores y nuestra imaginación será nuestro límite.

Cantidades moderadas.

No abusaremos de las cantidades en las presentaciones. No llenaremos los platos ni ocuparemos toda la superficie del mismo. Tampoco amontonaremos los ingredientes: todos deben estar a la vista. Es preferible ofrecer una bandeja para aquellos comensales que quieran repetir.

Armonía y equilibrio.

El ingrediente principal siempre deberá ser el protagonista y será el centro del emplatado, disponiendo el resto de ingredientes a partir de su ubicación.

Volumen.

Debemos ser capaces de buscar algún elemento que rompa con una disposición plana de los ingredientes. Tendrá más fuerza visual dos trocitos de merluza, uno apoyado sobre el otro que la misma cantidad de merluza en un solo filete.

Control de “dibujitos”.

Algunos elementos como los biberones pueden ser muy adecuados para detallar los ingredientes con un cordón de salsa, pero si abusamos de las líneas y las formas, podemos conseguir el efecto contrario. Es aconsejable acompañar el servicio de un plato con una salsera para el que quiera comer un poco más.

Elementos decorativos.

No nos dejemos llevar por el ansia de añadir ingredientes superfluos que nada tengan que ver con la armonía del plato.

Resumen: Un simple detalle decorativo conseguirá el objetivo que buscamos, y sobre todo recordemos que estos detalles deben ser comestibles: todo lo que se presenta en un plato podrá ser ingerido.

Colores en el plato; ¿Que se recomienda?

El color es fundamental para la dinámica del emplatado y resulta ser una herramienta clave para captar la atención del cliente y seducirlo en un primer momento, es por eso que la teoría del color hace parte del menú.
Lo más aconsejable es usar tonos claros para las zonas amplias del plato, mientras que los colores oscuros ayudan a resaltar los detalles pequeños.

Armonía: Si el objetivo es crear armonía en el plato, utilice tres colores (máximo) cercanos en el círculo cromático, que tengan en común ya sea temperatura cálida o fría.

Colores cálidos: Estimulan el apetito, la gama de colores cálidos va desde el rojo hasta el amarillo con toques de verde.

Colores fríos: Suscitan calma y relajan los sentidos, los colores fríos están entre el verde hasta el violeta rojizo.

Contraste: Si desea crear contraste, puede contraponer colores de las gamas de cálidos con fríos o combinar los colores complementarios;

  • Rojo/Verde.
  • Azul/Naranja.
  • Amarillo/Morado.

Consejos para emplatar; lo que NO debes hacer

En ocasiones: saber justo lo que NO debemos hacer, los errores que NO debemos cometer jamás es casi más esclarecedor que una lista de consejos a llevar a cabo.

Nunca decores un plato con elementos no comestibles: Si no se come no lo pongas en el plato. No estás elaborando un bodegón para una foto. Recuerda que hay que cuidar, mimar y pensar el emplatado pero el motivo de que el comensal esté sentado no es otro que comer.

Tampoco es buena idea decorar con lo primero que pillemos porque queda bien en la composición. Es habitual encontrar plato decorado con romero, rodajas de limón u otros aromáticos cuando son ingredientes que después no aparecen en la receta ni aromas del plato. Cuida que tu plato nunca pierda el sentido.
Ante la duda: Menos es más: Si dudas poner más elementos en el plato pero no sabes si va a ser demasiado, quédate con lo austero y evita el barroquismo.

Cuidado con las salsas: Sé moderado con la cantidad de salsa que sirves en el plato. Siempre puedes servir una salsera en la mesa para que cada comensal se sirva más si le apetece.

Cuida la limpieza y la pulcritud: Revisa bien los platos antes de comenzar a emplatar. Límpialos a conciencia. Es buena opción repasarlos con un trapo limpio mojado en algún alcohol blanco tipo vodka, por ejemplo para eliminar restos de grasa.

Usa siempre las pinzas para emplatar y procura no dejar huellas en el plato. Si usas un plato de pizarra para emplatar debes tener especial cautela.

Resumen: Si te atreves con esta opción unta previamente la superficie del plato con unas gotas de aceite con la ayuda de un papel absorbente. Quedará con brillo y se verá limpio.

Herramientas y útiles que te ayudarán en el diseño del plato

Moldes para emplatar y aros: se sumergen en una salsa y se apoya sobre el plato quedando la silueta de la forma. Por supuesto los moldes y aros también son muy útiles para realizar timbales cuando tenemos que emplatar arroces, pistos.

Plantillas

Nos puede ser útil diseñar una plantilla en papel o acetato para espolvorear algún ingrediente o emplatar alguna salsa consiguiendo una forma concreta. En este caso nuestra alumna usó una plantilla circular, la dispuso en el centro del plato y espolvoreó el alrededor con especias molidas obteniendo un círculo limpio al retirar la plantilla.

Brochas, pinceles y rodillos

Muy útiles para realizar líneas y franjas. Las brochas de silicona son la mejor opción y la más higiénica pues nos evitamos que quede pegadas alguna cerda suelta en las salsas. Los mini rodillos de pintor también pueden sernos de utilidad sobre todo si decidimos usar como vajilla un lienzo.

El vino ayuda a perder peso?


El vino es una bebida alcohólica elaborada por fermentación del jugo, fresco o concentrado de uvas. Su nombre proviene de la variedad ‘Vitis Vinifera’ que es la variedad de uva de la que descienden la mayoría de las utilizadas para la elaboración de vinos, y las primeras en ser utilizadas para ello.

Los trucos para perder peso son muchos y muy diferentes. Pero sobre cuestiones de dietas milagrosas, alimentación saludable y ejercicio se ha escrito mucho y pese a que hay un gran número de dietas que prohíben rotundamente el alcohol, la ciencia rebate hoy esa postura y asegura que beber 2 copas de vino antes de irse a dormir puede ayudar, y mucho, a perder peso. Según estudio reciente.
Además de hacerle bien al corazón y proteger contra enfermedades como la diabetes tipo 2, cánceres y anemia, otro de los beneficios del vino tinto es que ayuda a quemar grasa corporal.
Neil Shay, bioquímico y biólogo molecular de la Universidad de Oregón, señala que ácido elágico reduce el crecimiento de las células grasas existentes e impide la formación de nuevas.
También acelera el metabolismo de los ácidos grasos, por lo que podría emplearse en el tratamiento de problemas de obesidad y trastornos metabólicos relacionados con la enfermedad de hígado graso.

Las uvas, ¿Que conocemos?

La vid es una de las primeras plantas que cultivó el hombre, motivo por el cual ha jugado un papel trascendental en la economía de las antiguas civilizaciones. Tras la mitificación del vino por parte del cristianismo, el cultivo de la vid experimentó un gran auge que ha perdurado hasta nuestros días. De hecho, la mayor parte de la producción de uva se destina a la elaboración de los distintos tipos de vino (blanco, rosado y tinto) y otras bebidas (mosto, mistelas, móscate), existen innumerables variedades de uvas con grandes diferencias entre sí; en forma, tamaño, tonalidad de los frutos, productividad, calidad, etc. Todas ellas se han clasificado tradicionalmente según su destino final sea para vinificación o para consumo de mesa.
Las variedades europeas se consideran superiores a las norteamericanas para elaborar vinos de mesa, como frutos de postre y de mesa y para elaborar pasas; mientras que las últimas se prefieren para obtener jugos y jaleas.

Las uvas son una baya de forma circular de la cual encontramos diversas variedades. Este fruto, en forma de baya globosa, pequeña, de color variable que va del blanquecino amarillo al negro, se presenta agrupado en racimos.

Una amplia variedad de uvas

Existen aproximadamente unas 3.000 variedades de uvas en el mundo, aunque no todas son igualmente apreciadas. Según su uso final se clasifican en dos grandes grupos: las de mesa, que se consumen frescas o como uvas pasas y, las viníferas, que se emplean para la elaboración del vino.

La uva de mesa presenta una pulpa más compacta y pepitas más grandes, con un color que varía desde el blanquecino amarillo hasta el granate o violeta. No todas las uvas pueden ser consideradas uvas de mesa, para ello deben de reunir una serie de cualidades: ser atractivas a la vista, agradables al gusto, con buena conservación y resistentes al transporte.

Las variedades de mayor calidad para su consumo en fresco son la uva de Almería, la Albillo castellana, jugosa y tierna, la moscatel Málaga, la más dulce y sabrosa de todas, la Aledo levantina, la Villanueva de la Serena y la Chelva, ambas extremeñas, la Vinalopó de Alicante y la andaluza Palomino.

Existen variedades sin semillas o apirenas que, en un principio, se destinaban a la producción de pasas. Sin embargo, actualmente estas variedades despiertan el interés de los consumidores que quieren disfrutar en fresco de una uva libre de semilla, desarrollando los países productores nuevas variedades apirenas cuyo cultivo está destinado hacia la comercialización en fresco.

Las uvas pasas se obtienen tras la desecación del fruto al sol, con lo cual pierden gran parte del agua contenida. Las más apreciadas son las que no tienen semillas, presentan una acidez baja y son ricas en azúcares.

Se suelen utilizar como postre o en la cocina cuando se preparan salsas, rellenos así como dulces y pasteles. Aportan unas 300 calorías por cada 100 gramos. Son más ricas en potasio, fibra y vitaminas del grupo B, pero contienen menos vitamina C.

Las variedades más consumidas son las de moscatel, las de Corinto y las sultanas. Las famosas pasas de Corinto proceden de uvas negras sin pepitas oriundas de la ciudad griega del mismo nombre, mientras que las sultanas proceden de uvas blancas sin semillas, típicas de una ciudad turca.

Resumen: Actualmente estas variedades se encuentran ampliamente distribuidas por muchos otros lugares.

¿El vino tinto que es?

El vino tinto. Tiene su precedente en el mosto de las uvas tintas, cuya elaboración permite la aparición de una materia colorante que tiene el hollejo de la uva. Se usan mucho para acompañar carnes rojas, y son muy “fuertes” (en cuanto a su graduación alcohólica) que los vinos rosados y blancos.

El vino tinto De acuerdo al tiempo de envejecimiento que se realiza en las barricas y en las botellas se puede clasificar como una bebida joven, de crianza, de reserva o grandes reservas.

Disfrutar de una copa de vino es uno de los grandes placeres que nos ofrece la gastronomía. Si bien podemos elegir entre muchos tipos de vino blanco, rosado, tinto, espumoso, fortificado pero el vino tinto representa el 72’9 % del total de vino que se consume.

Resumen: Tomar una copa de vino tinto al día puede hacer mucho por nuestra salud en general. Pero recordemos, siempre con moderación y equilibrio.

Vino ayuda a ¿perder Peso? ¿Lo sabias?

Además de hacerle bien al corazón y proteger contra enfermedades como la diabetes tipo 2, cáncer y anemia, otro de los beneficios del vino tinto es que ayuda a quemar grasa corporal, sugiere un estudio.
Un estudio reciente revela que beber dos copas de vino antes de dormir podría ayudarnos a adelgazar.

Pero este estudio, realizado por la Universidad de Washington y la escuela de Medicina de Harvard, va más allá: asegura que el vino contiene una sustancia química llamada resvaratrol, que podría ayudarnos a transformar las grasas mientras dormimos. Además, ayudaría a nuestro organismo a procesar mejor los alimentos.

Según cuentan los expertos, el resvetratol ayuda a prevenir la obesidad, además del envejecimiento, y es un componente que se encuentra en muchas frutas, entre ellas las frutas del bosque, la manzana o la uva (con la que se hace el vino, claro).

Los científicos de la Universidad del Estado de Washington han demostrado que las bayas, las uvas y otras frutas convierten el exceso de grasa blanca en grasa beige que quema calorías, proporcionando nuevas estrategias para la prevención y el tratamiento de la obesidad. Otro investigador Neil Shay, bioquímico y biólogo molecular de la Universidad de Oregón, señala que ácido elágico reduce el crecimiento de las células grasas existentes e impide la formación de nuevas.
También acelera el metabolismo de los ácidos grasos, por lo que podría emplearse en el tratamiento de problemas de obesidad y trastornos metabólicos relacionados con la enfermedad de hígado graso. La recomendación para las mujeres es tomar solamente un vaso pequeño al día y los hombres dos vasos pequeños.

¿Y de qué forma funciona?

Los polifenoles en la fruta incluido el resveratrol, aumentan la expresión génica que mejora la oxidación de las grasas en la dieta para que el cuerpo no se sobrecargue. Convierten la grasa blanca en grasa beige que quema los lípidos como calor lo que ayuda a mantener el cuerpo en equilibrio y previene la obesidad y la disfunción metabólica.

¿Culés son los tipos de grasas donde interviene el Resveratrol?

Los investigadores siempre habían asumido que solo había dos tipos de grasa, grasa blanca donde los lípidos se almacenan como energía y grasa marrón que quema los lípidos para producir calor.
Hace varios años, los científicos descubrieron la grasa beige, que está entre la grasa blanca y la marrón. La grasa beige se genera a partir de la grasa blanca en un proceso llamado “pardeamiento”. El resveratrol puede mejorar esta conversión de la grasa blanca a la grasa beige y cuando tiene altas tasas de pardeamiento, puede prevenir parcialmente la obesidad.

Resumen: La grasa blanca es protectora cuando está sana. Pero demasiado lleva al desequilibrio y la enfermedad.

¿Qué otro beneficio ofrece el resveratrol?

El vino es una bebida milenaria que, además de acompañar cenas románticas o comida de negocios, aporta beneficios a la salud porque previene enfermedades del corazón, reduce el riesgo de padecer cáncer, diabetes tipo 2 y obesidad.

Protege contra las enfermedades coronarias

Ayuda contra accidentes cerebrovasculares isquémicos (obstrucción de una arteria del cerebro) y de la aterosclerosis (endurecimiento de las arterias). Su alto contenido en potasio y su aporte de magnesio, disminuyen el riesgo de sufrir hipertensión arterial y benefician la circulación sanguínea.

Colesterol bueno

Aumenta el nivel de lipoproteínas de alta densidad HDL, en la sangre. Gracias a sus polifenoles y flavonoides tiene un poder antioxidante, es decir, hace inofensivo el colesterol LDL (malo) al impedir su oxidación, su ingesta neutraliza el estrés provocado por radicales libres del oxígeno, evita el envejecimiento prematuro de las células y hasta se ha asociado a mayor longevidad.

El vino tinto tiene propiedades antibacterianas.

Así lo demostró el estudio llevado a cabo por el experto Martin E. Weisse de la West Virginia University (EE.UU.), que muestra que el vino tiene la capacidad de reducir las bacterias de los alimentos, protegiendo así al cuerpo humano.

Potenciador para nuestro cerebro.

El vino tinto es un buen mediador para mejorar nuestros procesos cognitivos. ¿Y cómo puede ser esto? Son muchos los estudios que nos demuestran que beber vino de forma equilibrada, moderada pero constante, hace que podamos prevenir demencias y enfermedades degenerativas de nuestro cerebro.

Resuelve las inflamaciones.

Evita el endurecimiento de las arterias, y además, inhibe la coagulación mejorando así el riego sanguíneo. ¡Es fabuloso!

Reduce el riesgo de cáncer.

Es un gran antioxidante, un recurso natural capaz de bloquear el crecimiento de las células responsables del cáncer de mama o pulmón. Una de sus mejores propiedades es precisamente la acción que ejerce el revastratol a la hora de impedir que el estrógeno derive en problemas cancerígenos en las mujeres.

Mejora el control de la diabetes

Al reducir la elevación de la glucosa en sangre debido a la inhibición de una enzima llamada alfa- glucosidasa, que sólo puede lograr en un 100% el vino tinto. Sólo ofrece 110 Kcal por copa y resulta placentero su consumo para acompañar una comida familiar o con amigos.

Aporta minerales y oligoelementos al cuerpo como:

  • magnesio, zinc, litio, calcio hierro y potasio.
  • Ayuda a la digestión de proteínas, por lo que se recomienda acompañarlo con carnes y quesos.
  • Controla las infecciones urinarias.
  • Baja el riesgo de la formación de cálculos renales.
  • Contiene vitaminas que combaten el envejecimiento y ayudan a tener una piel más bella.

El Vino; Mejor tomarlo durante o después de comer

En cuanto al mejor momento para tomar una copa de vino, un estudio del instituto británico Francis Crick publicado en ‘Nature Comunications’ estableció hace unos meses que lo mejor es hacerlo durante o después de la comida para evitar el coloquialmente conocido como ‘efecto aperitivo’. Esto significa que según las investigaciones de este grupo de científicos, al consumir vino nuestro cuerpo lanza unas señales al cerebro que le incitan a comer más cantidad, llegando incluso a poder ingerir hasta una quinta parte más de lo que se haría si no se bebiese vino.

Resumen: Así, lo más recomendable es beber vino durante o después de las comidas, evitando así caer en la sensación de ansiedad que provoca el ‘efecto aperitivo’ y procurando llevar a cabo la ingesta de esta bebida en momentos en los que el cuerpo se encuentre saciado.

10 Frutas Bajas en Azúcar


Por todos es sabido que el consumo de fruta es altamente recomendable, sino indispensable, en la dieta humana, junto a las verduras. Las frutas son alimentos que están compuestos en su mayoría por agua y glúcidos, y aportan además una gran cantidad de fibra y vitaminas. Son, por tanto, muy beneficiosas para la salud, siendo su consumo recomendado, según la OMS, de 3 o 4 piezas al día.

A pesar de los innumerables beneficios que aporta a nuestro organismo, debemos saber que la fruta contiene, de por sí, bastante azúcar, de forma totalmente natural: glucosa, fructosa y sacarosa, todos ellos azúcares de fácil digestión y rápida absorción.

Es por esto que el consumo de fruta debe controlarse y moderarse, especialmente entre las personas que padecen diabetes o sobrepeso, pues una ingesta masiva o excesiva de estos alimentos puede ser nefasta para el resultado perseguido.

Conocer el índice glucémico de las frutas pueden ayudarte en tus entrenamientos. El índice glucémico es el tiempo que tarda el organismo en transformar los azúcares de los alimentos en glucosa y usarla como energía.
Dicho esto, y sobre todo si padecemos alguna de estas enfermedades es conveniente que sepamos cuáles son las frutas con menos azúcar y las incorporemos a nuestra alimentación según las necesidades que tengamos.

Índice glicémico de las Frutas; ¿Qué es?

El índice glucémico (o glicémico, como también se le llama) es una medida de la capacidad que tiene un carbohidrato para generar una secreción de glucosa que hará al páncreas producir una cantidad de insulina determinada. Esto es sustancial porque desde hace tiempo sabemos que, cuanto mayor es la respuesta insulínica, más riesgo tendremos de engordar y de sufrir las muchas secuelas del sobrepeso y la obesidad.

El índice glucémico de las frutas

El índice glucémico vale para cualquier hidrato de carbono, pero es especialmente interesante para la fruta. Se sitúa en una escala de 0 a 100. Las frutas son grandes aliadas y nos ayudan a equilibrar la dieta y mantener una rutina de alimentación saludable.

El índice glucémico, IG (de 0 a 100) describe la rapidez con la que los hidratos de carbono de la fruta se descomponen en glucosa y pasan a la sangre. Los alimentos que se descomponen más despacio tienen un IG bajo y los alimentos que se descomponen más rápido tienen un IG alto.

Las frutas con IG bajo tienen azúcares que el organismo tarda más en asimilar, por ello son muy recomendables para ingerir por ejemplo antes de hacer ejercicio, ya que nos mantienen con energía por un periodo de tiempo mayor. Entre este tipo de frutas destacamos la manzana, el pomelo, las uvas, la pera, las cerezas etc.

En cuanto a los alimentos con un IG alto son las que hacen que la asimilación de los hidratos por parte del organismo sea más rápida y por eso la fruta con un IG alto es muy recomendable después de haber realizado ejercicio. ¿Cuáles son? el plátano, la piña, la sandía, el melón o la naranja entre otros.
El índice glucémico entre 55 y 70 de algunas frutas es un índice glucémico intermedio y si el índice es mayor a 70, es alto. Puede consumir frutas con índice glucémico elevado, pero debe hacerlo de forma limitada.

Resumen: Es importante el índice glucémico que contienen las frutas porque nos ayuda a obtener suficiente energía para hacer frente a las actividades deportivas por ejemplo, haciéndolo de la forma más sana posible.

¿De donde proviene el azúcar de la Fruta?

El dulce sabor característico de las frutas proviene de sus carbohidratos simples (glucosa, sacarosa, frutos), que constituyen entre el 5 y el 18% de la parte nutritiva, y establecen el índice glucémico y el valor calórico de este alimento. Esto varía mucho dependiendo de la fruta.

10 frutas bajas en azúcar

Limón

Este cítrico encabeza también la lista de ‘alimentos milagrosos’. Contiene 2,5 gramos de azúcar por cada 100 de producto, y sus propiedades son prácticamente infinitas. Es un fruto muy rico principalmente en vitamina C, y además contiene, entre otros minerales, calcio, hierro, magnesio o sodio. El limón es desinfectante, nos ayuda a eliminar toxinas, despierta el apetito y mejora la digestión, y también se recomienda su consumo en las dietas adelgazantes.
Además de que lo podemos utilizar como aderezo, en vinagretas, salsas o ensaladas, es muy beneficioso para nuestro organismo tomar en ayunas un vaso de agua tibia con limón para empezar el día.

Arándano

Esta fruta contiene 4,04 gramos de azúcar por cada 100. El tipo de azúcares que contienen los hace adecuados para las personas con diabetes, especialmente aquellas no-insulino dependientes, es decir, quienes han desarrollado la enfermedad de mayores. Son además alimentos con muy pocas calorías, y contienen muchos componentes diuréticos, con lo que son recomendables para quienes siguen dietas de adelgazamiento.

Ayudan además a combatir la retención de líquidos, y son altamente saciantes, ya que los azúcares que contienen se absorben de forma paulatina, por lo que contribuyen a mitigar el hambre.
Esta fruta debe comerse rápidamente, pues se estropea fácilmente, y lo ideal es consumirlos solos, como snack, ya que si preparamos mermeladas, compotas o zumos, los mezclaremos con otros alimentos azucarados y restaremos su eficacia.

Frambuesas

La frambuesa es otro fruto rojo poco calórico y con poca cantidad de azúcar, solo 4,42gramos por cada 100 son bajas en azúcar pero altas en fibra. Son un potente antioxidante que previene el cáncer, por lo que son una opción muy saludable. Disfrútalas con carnes y dulces. El sabor fuerte de las frambuesas casa a la perfección con carnes sabrosas como el pato.

Tira un puñado de frambuesas a una ensalada con pato y un aderezo balsámico y tienes un plato gourmet listo para disfrutar. Las frambuesas también combinan a la perfección con la cookie ligera.

Fresa

Con un índice glucémico muy parecido a la frambuesa, 4,89 gramos de azúcar por cada 100, la fresa es otra de las frutas imprescindibles en nuestra dieta. Son muy ricas en vitamina C (contienen tantas como las naranjas) y poseen yodo, hierro, fósforo y potasio. Las fresas tienen propiedades diuréticas y antirreumáticas, estando especialmente indicadas para acabar con la retención de líquidos, y tratar enfermedades como la gota, la obesidad y la artritis.

Es una fruta altamente depurativa, por lo que ayudará a limpiar el organismo. Contiene también antioxidantes y sirve para combatir el colesterol en sangre. Hidrata, sacia y es muy nutritiva, careciendo igualmente de excesivas calorías. Además, tiene propiedades antiinflamatorias por lo que su consumo no puede aportarnos más beneficios.

El poder de la toronja (pomelo)

Este fruto perteneciente a la familia de los cítricos contiene 7 gramos de azúcar por cada 100.La toronja está constituida en un 90% por agua y es una excelente fuente de fibra, vitamina C, vitamina A y vitaminas B1, B3 y B6. Un estudio realizado en la Universidad de Ontario, Canadá, demostró que la toronja contiene un flavonoide que quema la grasa al ser un tipo de antioxidante y una sola taza de jugo, contiene 96 calorías.

La Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU. destaca que además de ayudar en la digestión y prevenir el estreñimiento, la fibra agrega volumen a la dieta y contribuye al control de peso. Su consumo está altamente recomendado por la OMS junto al resto de cítricos, pues aumentan las defensas y previenen enfermedades cardiovasculares.

Sandía

La sandía posee 6,20 gramos de azúcar por cada 100 gramos. Es una fruta muy poderosa: saciante y altamente hidratante, ya que está compuesta por un 91% de agua. Sus calorías, de este modo, también son bajas, aportándonos esencialmente fibra y antioxidantes. La sandía es muy rica en vitaminas, principalmente vitamina A y C, aunque también contiene varias del grupo B, destacando la B6, que ayuda a tratar el nerviosismo, problemas de sueño o de debilidad muscular.

Sin duda destaca su elevada cantidad de agua, que permite calmar la sed, combatir la deshidratación y reforzar las defensas. Además, debido al efecto del sol, su consumo permite conservar la piel en buen estado, así como el cabello. Su no muy alto contenido en azúcar la hace apta para diabéticos, siempre que se consuma de forma natural, sin azúcares añadidos y de forma moderada.

Manzana milagrosa

Tanto las manzanas son muy ricas en fibra y su porcentaje de azúcar es razonablemente bajo (IG menor a 40) Es rica en agua y en pectina, un componente ideal para desintoxicar el organismo y bajar el colesterol LDL o “malo”. Es diurética y aporta fibra y aminoácidos. Y el ácido ursólico, presente en su cáscara, ayuda a evitar el aumento de peso. Y tiene en promedio sólo 81 calorías.

Riesgos de no comer fruta Un informe de la OMS refiere que la ingesta insuficiente de este grupo alimenticio es uno de los 10 principales factores de riesgo de mortalidad a escala mundial. Su ausencia produce aproximadamente un 19% de cáncer gastrointestinal, 31% de las cardiopatías y un 11% de los accidentes cerebrovasculares (ACV).

Melón

La última de las frutas que mencionaremos y que tiene poco azúcar es el melón, con 7,86 gramos por cada 100 de alimento. Esta fruta de gran tamaño es muy baja en calorías, igual que la sandía, y proporciona principalmente vitaminas A (es la fruta que más contiene) y C, así como minerales como el potasio, calcio, cloro o magnesio. El melón mejora la visión y sirve para controlar la frecuencia cardíaca y la presión arterial, evitando así enfermedades del corazón.

También ayuda al cuerpo a combatir infecciones, virtud y bacterias, y su versatilidad culinaria es enorme. Son muchas las recetas que se pueden preparar con melón, tanto dulces como saldas, por ejemplo la sopa fría de melón. Aparte de comerlo solo, es una de las frutas que mejor combina con alimentos salados, como por ejemplo el jamón, un plato de sobra conocido.

Guayaba

Tiene una alta concentración de licopeno, fibra dietética, vitamina C y potasio, que controlan los niveles de azúcar. Las personas que están en riesgo de desarrollar diabetes pueden ayudar a prevenirla bebiendo té de hojas de guayaba. Un té de esta fruta a diario, puede ser beneficioso.

Aguacate

Este superalimento tan de moda últimamente contiene tan solo 0,70 gramos de azúcar por cada 100 de producto. Debido a su alto contenido de fibra y grasa mono insaturada saludable, el aguacate ayuda a estabilizar el azúcar en la sangre. Las personas diabéticas tienen un mayor riesgo de enfermedad cardiaca y accidente cerebrovascular.

El potasio del aguacate es preventivo de neuropatía diabética. Es rico en vitamina E, la cual tiene propiedades antioxidantes, además de B3, B5 y C. Su contenido en omega 3 permite controlar nuestro sistema cardiovascular. Es también muy rico en fibra, por lo que regula los niveles de azúcar en sangre, lo cual es importante para prevenir la diabetes y para las personas con sobrepeso, pues es un alimento muy saciante.

Naranjas

Entre las frutas cítricas buenas para la diabetes se destacan: las naranjas,. Estos frutos están cargados de fibra soluble y vitamina C. La fibra soluble ayuda a regular tus niveles de glucosa en la sangre y la presión sanguínea. La fibra te ofrece sensación de saciedad; una naranja mediana contiene aproximadamente 62 calorías y 3.1 gramos de fibra. Es una merienda nutritiva que te mantendrá lleno hasta tu próxima comida ayudándote en el control de peso.

Resumen: Si bien podemos optar por frutas bajas en hidratos, no debemos olvidar que aunque optemos por un ejemplar con 20% de hidratos, éstos no son calorías vacías, pues no son sólo azúcares, sino también, fibra, almidón, vitaminas, minerales y antioxidantes así como otros fitonutrientes que pueden beneficiar el organismo.

Leche de almendras beneficios


¿Qué es la leche de almendras? La leche de almendras es la leche vegetal más conocida por ser rica en nutrientes saludables, por tener un alto porcentaje de fibra y por tener más beneficios importantes para nuestra salud.

La leche de almendras es un producto novedoso, pero su aparición en muchas recetas ha hecho de este tipo de leche una palabra de moda en los círculos de la salud. Lo que sí sabemos es que la leche de almendras no contiene lactosa, soja ni lácteos, por lo que es una excelente alternativa para los veganos, cualquier persona alérgica a la soja y lácteos, y los intolerantes a la lactosa.
En los últimos tiempos, por diferentes motivos, mucha gente se ha volcado a la búsqueda de reemplazos de la leche de vaca. Muchos son los beneficios de la leche de almendras pero también hay que conocer sus contraindicaciones y verificar en el rótulo que no tenga sustancias cancerígenas para que la elección sea afortunada.

Es considerada una bebida astringente y, por su elevado aporte en potasio, es ideal para casos diarreicos, vómitos, tratamientos con diuréticos en los cuales existe pérdida de potasio. No contiene gluten, por lo cual es apta para los celíacos. Es útil para ser consumida por enfermos cardíacos, debido al bajo aporte de sodio.
El artículo de hoy es de gran importancia presentado una alternativa nutricional soluble. ¡No dejes de leerlo!

¿Qué podemos recordar de las almendras?

Las Almendras son uno de los frutos secos de mayor consumo, son el fruto de un del que existen dos grandes grupos de variedades que son la almendra de cascara blanda y la almendra de cascara dura.
El almendro (árbol productor de la almendra) es, probablemente, originario de las zonas cálidas de Asia desde donde fue introducido en el Cuenca Mediterránea por los fenicios y desde allí expandido por los romanos. Actualmente se cultiva en todo el mundo, aunque son los países ribereños del Mediterráneo y Norte de América los mayores productores. Nombre científico Prunus dúlcis o Amygdalus dulcis. La almendra es una especie que requiere de climas secos y templados para su cultivo.

Variedades de almendros

Dado el carácter casi general de autoincompatibilidad de las flores de esta especie y que la mayor parte de las plantas han sido muchas veces multiplicadas por semillas y sin injertar, existen numerosísimas variedades de almendras.

  • Almendra de semillas amargas. la productividad y rusticidad de estas variedades son muy elevadas. Sus frutos, amargos, se emplean en industria y los precios que alcanzan son bajos.
  • Almendra de semillas dulces. De cáscara dura, semidura o blanda.
  • Las que consume el ser humano son las dulces, ya que las amargas resultan tóxicas para nuestro organismo.

Resumen: La almendra es el fruto del almendro. Pueden ser dulces o amargas, su sabor varía desde el suave lechoso hasta el amargo seco.

Valor nutricional de las Almendras; ¿Que nos aporta?

La almendra dulce presenta un alto contenido en grasas sobre todo mono insaturadas fuente de proteínas vegetales, y en menor medida, aporta hidratos de carbono. Su valor calórico es bastante elevado debido a su alto aporte de grasas y a la escasa cantidad de agua que presentan. El contenido en fibra de la almendra destaca sobre el resto de los frutos secos.
Entre los minerales es fuente de calcio, hierro, zinc, potasio, magnesio y fósforo. Una ración de 25 g de almendras sin cáscara aporta el 18% de las ingestas diarias recomendadas de fósforo para la población. En cuanto a las vitaminas, la almendra es fuente de vitamina E, riboflavina, tiamina, niacina y folatos. Una ración de 25 g de almendras sin cáscara aporta el 42% de las ingestas diarias recomendadas de vitamina E para la población.

Este fruto seco es ampliamente usado tostado, esta incluidos en una gran variedad de postres, en los chocolates o incluso pueden usarse en preparaciones como los guisos y las ensaladas.

Las almendras resultan un alimento muy valioso a la hora de aportan energía dado su alto contenido de grasas. El 52% de su contenido son grasas de alta calidad similares a las que nos aporta el aceite de oliva, esto las lleva a estar presentes en productos alimenticios diseñados para de portistas y personas con altos requerimientos calóricos. Constituyen además un alimento que contribuye a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares por el tipo de grasas que contiene, en las que predomina el omega 6 sobre el omega 3.

Esta composición tiene también un efecto protector frente a varias condiciones que se asocian con la presencia de radicales libres incluyendo incluso al proceso de envejecimiento.

La leche de almendra

Durante muchos años la leche ha sido parte de nuestra vida por la cantidad de nutrientes que nos brinda, pero a muchas personas no les hace tanto bien, ya que no procesan bien los nutrientes que aporta la leche de vaca, ya que padecen intolerancia a la lactosa u otra serie de alergias. Por ello queremos mostrar alternativas saludables a la tradicional leche.

La leche de almendras La leche de almendras es la leche vegetal más conocida por ser rica en nutrientes saludables, por tener un alto porcentaje de fibra y por tener más beneficios importantes para nuestra salud es otra alternativa que cada vez nos encontramos con más facilidad en grandes superficies.

Esta variedad se obtiene de las almendras y nos aporta altas cantidades de proteínas y de potasio. Estas características hacen de este tipo de leche una buena recomendación para las personas que practicamos deporte.

Resumen: Es uno de los mejores alimentos para perder peso y, además, es rica en antioxidantes, vitaminas y minerales como el potasio y el calcio. Su delicioso sabor la ha convertido en la actualidad en un sustituto ideal de la leche de vaca.

Propiedades de la leche de Almendra.

La bebida de almendra es un alimento líquido de color blanquecino que se obtiene a través de mezclar almendras trituradas en agua, como todas las bebidas vegetales, se parece a la leche de vaca, pero se le llama leche solamente por su aspecto, ya que su composición nutricional y sus características organolépticas son totalmente diferentes a las de la leche de vaca. Su sabor es particularmente dulce y es un alimento muy consumido por la población vegetariana y vegana.
Gracias a su composición química, es un alimento con un elevado valor nutricional que aporta al organismo diversos beneficios, ayudando a mejorar la salud.

En realidad, es muy difícil dar una información exacta sobre las calorías que aporta y sobre su composición nutricional, ya que estos parámetros dependen mucho del tipo de almendra que se utilice en su preparación y existen bastantes variedades de este delicioso fruto seco.

Generalmente, las calorías que aportan 100 gramos de bebida de almendras pueden variar entre 25 y 50 kcal. Estas calorías derivan esencialmente de los azúcares (hidratos de carbono de absorción rápida), mientras que su aporte proteico raramente llega al 1%.

El aporte lipídico es más relevante, ya que se trata de un alimento hecho a base de frutos secos. Pero como ya sabrás, no hay que demonizar estas grasas, ya que se tratan de lípidos de alto valor nutricional, es decir, ácidos grasos mono insaturados. Destaca su cantidad de ácido oleico, equivalente a la que se encuentra en el aceite de oliva y otros ácidos grasos polinsaturados, por otro lado, tratándose de un producto vegetal, no contiene colesterol malo.
La leche de almendra posee un alto valor nutricional también por la presencia de micronutrientes, es decir, vitaminas y sales minerales. Las vitaminas con más presencia son la vitamina B6 y la E, mientras que las vitaminas B1, B2 y B3 están presentes también, pero en menor nivel. Las sales minerales que aporta la bebida de almendras son calcio, magnesio, potasio, fósforo y, en menor medida, también sodio, hierro y zinc. Por no hablar de que aporta una buena cantidad de fibra.

Estos son algunos beneficios que puede obtener de la leche de almendras

A pesar de que las almendras no transfieren algunos de sus nutrientes, la leche de almendras contiene cantidades significativas de vitaminas y nutrientes. Estos son algunos beneficios que puede obtener de la leche de almendras:

No eleva los niveles de azúcar en la sangre.

La leche de almendras caseras y sin endulzar no contiene altas cantidades de glucosa, lo que puede ayudar a prevenir la resistencia a la insulina.

Baja en carbohidratos.

Esto es beneficioso para las personas con diabetes o sobrepeso, ya que puede ayudar a mantener los niveles de glucosa en la sangre. La leche de vaca contiene altas cantidades de lactosa, que se convierte en glucosa.

No contiene lactosa.

La leche de vaca contiene lactosa, que podría causar problemas digestivos para las personas que son intolerantes a la lactosa. Esto significa que no pueden digerir los nutrientes que contiene la leche sin pasteurizar, los cuales les provocan problemas como distención y diarrea. Tomar leche de almendras le proporciona vitaminas esenciales sin comprometer su comodidad y salud digestiva. También puede ser una buena opción para veganos y vegetarianos.

Reduce el riesgo de enfermedades cardiacas.

La leche de almendras contiene cantidades elevadas de ácidos grasos saludables que pueden ayudar a prevenir la hipertensión arterial y promover la salud del corazón.

Bajo en calorías.

La leche de almendras es popular entre las personas que hacen dieta. : “Realmente ha tenido un gran atractivo para los observadores de calorías, ya que muchas variedades tienen solo 30-60 calorías por taza”. Un estudio publicado en 2003 en el International Journal of Obesity and Metabolic Disorders sugirió que combinar almendras con un bajo contenido calórico La dieta rica en grasas mono insaturadas condujo a una mayor pérdida de peso que una dieta baja en calorías con muchos carbohidratos complejos.

Riboflavina.

Parte de la riboflavina en almendras se convierte en leche de almendras. La riboflavina también se conoce como vitamina B2 y ayuda a producir glóbulos rojos y liberar energía de los carbohidratos que consume, según los Institutos Nacionales de la Salud.
En 2011, un estudio publicado en Nutrición y cáncer sugirió que la leche de almendras podría ser útil para suprimir las células cancerosas de la próstata. El estudio comparó el crecimiento de células de cáncer de próstata y mama en muestras que digerían leche orgánica de vaca, soja y almendra.

A diferencia de la leche de vaca, que “estimulaba” el crecimiento de las células del cáncer de próstata, la leche de almendra suprimió el crecimiento de las células del cáncer de próstata en más del 30 por ciento. No afectó a las células del cáncer de mama, aunque la leche de soya estimuló su crecimiento.

¿Quién no debe tomar leche de almendras?

Niños

A medida que la leche de almendras aumenta en popularidad, cada vez más padres se la están dando a sus bebés. Los estudios han demostrado que esto puede ser bastante peligroso. En un estudio realizado en 2014 en la revista francesa Archives of Pediatrics, los bebés a los que se les administró leche de origen vegetal entre los 4 y los 14 meses mostraron signos de desnutrición proteico-calórica, edema, hipoalbuminemia (niveles bajos de albúmina, una proteína importante), hierro anemia por deficiencia, baja tasa de crecimiento, deficiencias de vitamina D y otros problemas.

Alérgicos a la nuez de árbol

Es posible que la leche de almendras no contenga muchas almendras, pero es suficiente para desencadenar graves ataques de alergia para las personas con alergias a las almendras. Una alergia a la almendra se suele agrupar con una alergia a la nuez de árbol (incluidos los anacardos, las nueces, las nueces de Brasil y otros), y suele ser grave.
Según el Colegio Americano de Alergias, Asma e Inmunología , las alergias a la nuez de árbol están entre las alergias con mayor probabilidad de causar anafilaxis, una reacción alérgica grave. Los síntomas de una alergia a la almendra incluyen dolor abdominal, diarrea, dificultad para tragar, congestión nasal o secreción nasal, náuseas, dificultad para respirar y picazón.

Es fácil hacer leche de almendras, sin mencionar que es más barato

Receta

Remoje las almendras hasta por dos noches. Colóquelas en un recipiente y cubra con una pulgada de agua. Se hincharán a medida que absorben el agua. Déjelas reposar sobre la barra de su cocina cubiertas con un paño durante la noche, o refrigere hasta por dos días.
Tenga en cuenta que entre más tiempo permanezcan remojándose más cremosa será la leche.
Escurra el agua de las almendras y enjuáguelas bien con agua fría del grifo. Las almendras deben sentirse esponjosas al pellizcarlas. Deseche el agua en la que se sumergieron.
Coloque las almendras en la licuadora y cubra con 2 tazas de agua.
Encienda la licuadora alguna veces para moler las almendras. Triture la mezcla hasta que el agua esté opaca y las almendras tengan la misma consistencia que una harina fina.
Cuele la harina de almendra con una gasa y extraiga el líquido. Exprima y presione la gasa/harina para separar la mayor cantidad de leche de almendra que sea posible. Agregue la miel al gusto. Refrigere su leche de almendras. Esto puede durar hasta dos días.

La Importancia de las Ensaladas Verdes


¿Que conocemos de las hojas verdes? Las hojas verdes son una de las principales fuentes de obtención de clorofila (el pigmento verde que les caracteriza y que tiene un potente efecto alcalinízate y dentro del cuerpo humano y nos ayuda a depurar y oxigenar la sangre) de carotenoides (que el organismo transforma en vitamina A) de vitamina C (que pierde sus propiedades al cocinarla; por esto, debemos consumir también hojas verdes en crudo con las ensaladas) y de folatos (o ácido fólico, que es una de las vitaminas del complejo B que se encuentra en las verduras de hoja verde e interviene en la formación de componentes de la sangre y el sistema inmune.

Sabías que incluir ensaladas verdes en nuestra alimentación menú diario nos aseguramos de que le estamos aportando a nuestro organismo componentes saludables muy favorables para nuestro corazón, así como fibra, vitaminas y minerales. La ensalada verde nos aporta vitaminas de efecto antioxidante que nos previenen de enfermedades degenerativas, el cáncer y las enfermedades cardiovasculares.
También nos aporta folatos necesarios para el crecimiento y reparación de los tejidos, de manera que una falta de folatos puede causar úlceras y retraso en el crecimiento.

El hecho de tomar la cantidad correcta de ácido fólico antes y durante el embarazo ayuda a prevenir ciertas anomalías congénitas, incluyendo la espina bífida. El folato también ayuda a prevenir la anemia, ya que interviene en la formación de glóbulos. Es por ello la importancia de este tema el día de hoy te ¡invito a compartir!

¿Qué son alimentos de hojas verdes?

Verde de los vegetales: significa altos niveles de potasio y vitamina K, protegen el corazón y ayudan en el proceso de coagulación de la sangre. Las frutas y verduras verdes también ayudan a mantener la salud de la vista, huesos y dientes fuertes. Las verduras de hoja verde de color más oscuro tienen la mayor concentración de antioxidantes y fibra. Las hojas verdes son el alimento de origen vegetal más primordial para una buena nutrición del cuerpo humano. Son la principal fuente de obtención de fibra, a la que debemos otorgar numerosos beneficios para la salud.

Son alimentos altamente alcalinos que nos ayudan a reponer nuestras reservas de minerales y filtran los contaminantes, por tanto pueden ser beneficiosos para las personas expuestas a mayores cantidades de contaminación en las áreas urbanas.
Sus propiedades varían dependiendo de qué clase de hoja verde que tengan. Algunas de ellas están por encima de otras según lo aporten a nuestro cuerpo y organismo, por lo que debemos prestar atención a la hora de elegir una u otra.

Resumen: Las verduras de hoja verde son una excelente fuente de vitaminas, minerales y fibra a incluir en nuestra dieta habitual para que ésta sea saludable y gocemos de buena salud.

¿Que contiene los alimentos de hojas verdes?

Además de ser un alimento saciante las verduras de hoja verde tienen muy pocas calorías, por lo que son muy beneficiosas para las personas que hacen dieta para adelgazar y quieren perder peso.

Entre las vitaminas que nos pueden incorporar las verduras de hoja verde podemos resaltar su contenido en vitaminas tan importantes como la A, C y K, y minerales como el potasio. Incorporar estas hortalizas en nuestra dieta nos ayudará a mantenernos sanos, a reducir los riesgos de padecer enfermedades como el cáncer o la degeneración macular. Procura incluir diariamente un plato de verduras de hoja verde en el almuerzo y la cena.

Yodo.

Presente en los canónigos. Mineral que interviene en la función de la tiroides glándula que regula todas las funciones del organismo. La fibra presente en la ensalada nos ayudará a regular el tránsito intestinal y así evitar el estreñimiento y el cáncer de colon.

Minerales.

Las verduras son ricas en potasio, seguido del calcio, sodio y magnesio. La mayoría contiene mucho potasio, y poco sodio.

Agua.

El 90-96% de las verduras es agua, por ello las calorías que proporcionan son muy pocas.

Resumen: Su principal aporte son las vitaminas y minerales, y la fibra. No tienen apenas proteínas ni lípidos pero sí cierta cantidad de hidratos de carbono.

Cuáles son las razones por las cuales debes consumir ensaladas

Hidratan y refrescan.

Debido al altísimo porcentaje de agua que se da en la composición de frutas y verduras.

Dan vitalidad.

Los vegetales son fuente de vitaminas que tienen infinidad de beneficios y participan de procesos orgánicos, como el correcto funcionamiento del sistema nervioso.

Depuran el organismo.

Debido al alto contenido de agua y de potasio, y el bajo contenido de sodio de los vegetales que la componen. También la presencia de aceites esenciales que dilatan los vasos renales. Por estas razones, comer ensaladas contribuye a la eliminación del exceso de líquidos y al tratamiento de la hipertensión. También aportan beneficios en casos de hiperuricemia gota, afecciones articulares, reumatismos y personas con tendencia a formar cálculos renales.

Protegen la piel.

Vegetales como la zanahoria, remolacha, pimientos, tomate y lechuga, aportan vitamina A que renueva la piel y vitamina C. Además, estimula la producción de colágeno, una proteína que mantiene la piel tersa y lisa. Si además, se acompañan frutos secos y se aliñan con aceite de oliva virgen, se enriquecen en ácidos grasos insaturados, imprescindibles para mantener una piel hidratada, y en vitamina E, que evita la aparición de manchas.

Regulan la función intestinal y mejoran la digestión.

Ya que los vegetales son ricos en fibra y previenen el estreñimiento, contribuyen a reducir el colesterol sanguíneo y a controlar los niveles de glucosa en sangre lo cual es beneficioso en casos de diabetes. Vegetales como la escarola, el apio, la achicoria, la alcachofa, la endibia o el rábano estimulan el funcionamiento de la vesícula biliar y del hígado.

Aportan pocas calorías.

Además, producen sensación de saciedad.

Cuidan el corazón.

Por la cantidad de antioxidantes que aportan y bloquean la acción dañina de los radicales libres, sustancias que intervienen en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, degenerativas y cáncer.

Previenen la anemia.

Especialmente las verduras de hoja verde. En este caso, se aconseja acompañarlos con alimentos ricos en vitamina C, como cítricos, kiwi, frutas tropicales, tomate, pimiento.

Verduras de hoja verde para tus ensaladas; ¿Cuáles?

La Lechuga.

Dentro de la gran variedad de lechugas que podemos encontrar, estas verduras de hoja verde nos llegan a aportar principalmente vitamina A, folato o B9, vitamina K y C. Además tienen omega 3 y pequeñas cantidades de omega 6. De los minerales podemos resaltar el potasio, el calcio y el fósforo. La más blanca, la conocida como iceberg tienen una concentración menor de nutrientes y estará más aguada. Cuanto más verde sea su hoja más nutriente tendrá.

Espinacas.

Otro “superalimento” del que se beneficiaba el mismo Popeye. Ideal si buscamos potasio y hierro, adecuados para el correcto funcionamiento de las células de la sangre. Sin embargo, este vegetal es rico en oxalatos, un componente que dificulta la asimilación de algunos minerales. Su principal recomendación es consumir hojas verdes variadas y alternar su consumo entre crudo y cocinado.

Acelgas.

Las podemos encontrar en prácticamente todo el mundo. Son una verdura de hoja verde muy consumida y una fuente excelente de vitaminas A, del grupo B: Tiamina o B1, Riboflavina o B2, Niacina o B3, Piridoxina o B6, folato o B9, C, E y K y de minerales como el calcio, el potasio, el hierro y el fósforo. Los fitoquímicos presentes en esta hortaliza nos ayudan a prevenir distintos tipos de cáncer y a cuidar nuestra salud cardiovascular Su alta concentración de magnesio la convierte en una hoja extraordinaria para regular la función muscular y nerviosa, la glucosa en sangre y la presión arterial. La vitamina K no solo es beneficiosa para la correcta coagulación de la sangre, además, mejora el metabolismo de los huesos.

Berros.

De la misma familia que los canónigos, sus pequeñas hojas aportan un alto contenido en vitaminas A, C y K, además de ser muy bajos en calorías y pueden disminuir el riesgo de diabetes tipo 2.
Según un estudio desarrollado por la Universidad de Pittsburg, su extracto podría inhibir la acción de sustancias cancerígenas derivadas del tabaco en fumadores.

Brócoli.

El brócoli es una fuente natural de vitaminas A, C y K, así como de ácido fólico y calcio. Gracias a su composición, esta verdura crucífera nos ayuda en la quema de grasa, ya que tiene un alto contenido en fibra y un efecto saciante, con lo que es un buen alimento para controlar nuestro peso. Por si fuera poco, también es rico en fitoquímicos que combaten el cáncer.

Aguacate.

El aguacate tiene efectos antiinflamatorios en el cuerpo, ayuda a nuestra salud cardiovascular, promueve la regulación de azúcar en la sangre y también nos protege contra el cáncer. Además, las personas que consumen aguacate regularmente pesan menos y tienen un índice de masa corporal menor que los no consumidores. Es un alimento rico en grasas, pero saludables, además de poseer
vitaminas, minerales y antioxidantes.

Rucula.

Ingrediente predilecto de las ensaladas y no es de extrañar, pues además de su sabor inconfundible, la Rucula es uno de los alimentos con mayor índice de densidad nutricional del mercado. Es rica en vitaminas A y C, y posee una gran cantidad de calcio.

Kale.

También conocida como col rizada o col berza, el kale es uno de los alimentos más cotizados del momento. Y no es para menos, una porción tiene más calcio que esa misma medida de leche, más hierro que un trozo de carne y una gran cantidad de antioxidantes vitamina C, K y A.

Canónigos.

Otro ingrediente indispensable en ensaladas y platos fríos. Este vegetal de hoja verde y pequeña aporta una cantidad envidiable de vitaminas A, B6, B9, C y E. Unas propiedades que la medicina natural recomienda por sus efectos diuréticos, digestivos, relajantes y depurativos. Además de ser muy eficaz a la hora de fortalecer el cabello o proteger el sentido de la vista.

Escarola.

Amiga del hígado y campeona en ácido fólico Hacer vistosa una ensalada en invierno es fácil cuando se cuenta con las hojas rizadas de la escarola. Como otras verduras de sabor algo amargo, estimulan la digestión favoreciendo la secreción de jugos gástricos y ayudan al hígado en su función depurativa.
Aportan potasio, hierro y vitamina C, pero sobre todo ácido fólico: 80 gramos cubren el total de las necesidades diarias.

Resumen: Son buenas fuentes de minerales importantes para el funcionamiento del sistema nervioso y muscular, como potasio, calcio y magnesio y aportan antioxidantes como la vitamina C, la vitamina A.

Consejos para cocinar con hojas verdes

Ya tienes varias alternativas para emplear hojas verdes en la cocina, pero al momento de cocinar o manipular estos vegetales, recomendamos tener en cuenta los siguientes consejos para sacarle mayor provecho a estos alimentos tan nutritivos y sabrosos:

    • Cortarlas justo antes de consumirlas, para evitar que los nutrientes se oxiden a medida que pasa el tiempo de exposición una vez que fueron cortados.
    • Sazonarlas al momento de servirlas, ya que si condimentamos con sal mucho tiempo antes, llegarán las hojas verdes deshidratadas a la mesa.
    • Cortarlas preferentemente con la mano para dañar lo mínimo posible la estructura de la hoja fresca y conservar su textura y volumen.
    • Combinarlas con zumo de limón o naranja así como con pimiento, tomate fresco u otras fuentes de vitamina C, para limitar la oxidación de sus nutrientes.
    • Cocínalas por corto tiempo y casi sin agua, ya que de esta forma se pierden menos nutrientes y la hoja no se deshidrata tanto, ni pierde su color.

Resumen: Teniendo en cuenta estos consejos, podrás usar las hojas verdes en diferentes platos y sacarle provecho a todas sus valiosas propiedades en esta temporada en que encuentran su mejor época de consumo.

Alimentos anti estrés


Este estrés generado, si no se combate, puede derivar en un trastorno de ansiedad, incluso depresión. Según un reciente estudio del Instituto Nacional de Estadística España (INE), el 59% de los trabajadores sufre algún tipo de estréss laboral. No entiende de sexos ni de edades y todos estamos propensos a sufrir sus consecuencias. El estréss crece al mismo ritmo que avanza la sociedad moderna.
La mayoría de estas situaciones son causadas por el sistema de vida actual, que provoca un estado de constante activación para llegar a cumplir las aspiraciones laborales y objetivos a largo plazo.

Cuantos de nosotros pensamos cada día esto ¿verdad? Largas jornadas laborales labores domésticas, cuidado de los hijos, colegio, actividades extraescolares, ocio, quedar con amigos, leer, ver la tele. Y al final la sensación que queda es “no llego a todo” estar agotado física y mentalmente y además, no disfrutar de las cosas porque vas acelerado pensando en la siguiente “cosa de la lista” que tienes que hacer.
El estrés es un sentimiento de tensión física o emocional. Puede provenir de cualquier situación o pensamiento que lo haga sentir a uno frustrado, furioso o nervioso.

¿El estréss como se define?

El estrés es la reacción de su cuerpo a un desafío o demanda. En pequeños episodios el estrés puede ser positivo como cuando le ayuda a evitar el peligro o cumplir con una fecha límite. Pero cuando el estrés dura mucho tiempo, puede dañar su salud. Por eso hoy vamos hablar del estrés y que alimentos nos ayudan a mejorar esta condición patológica para tener una vida saludable.

Estrés ¿qué es?

Es necesario definirlo para entender cómo nos afecta. Este concepto proviene del término inglés stres y está asociado al estado que se produce a partir de hechos que generan agobio o angustia. Cuando un sujeto recibe demandas que le resultan excesivas comenzará a sentir ansiedad y a experimentar diversos síntomas.

Resumen: El estrés es la respuesta fisiológica, psicológica y de comportamiento de un sujeto que busca adaptarse y reajustarse a presiones tanto internas como externas.

¿Cómo se clasifica el estrés?

Aunque pensemos que todo estrés es malo y perjudicial, hay uno que no tiene por qué ser considerado así. Más bien al contrario, podríamos decir que hay un estrés bueno que nos ha permitido a los humanos sobrevivir a lo largo de la historia y llegar hasta donde estamos porque nos ayuda a adaptarnos a lo desconocido. Es el estrés que “sufrimos” cuando nos enfrentamos a un trabajo nuevo, a una mudanza a una presentación que tenemos que realizar ante un cliente, etc. Este tipo de estrés nos ayuda a estar más alerta y a superarnos. Del mismo modo, exagerar con el estrés a corto plazo puede derivar en agonía psicológica, dolores de cabeza tensiónales, malestar estomacal y otro síntoma.
Dado que es a corto plazo el estrés agudo no tiene tiempo suficiente para causar los daños importantes asociados con el estrés a largo plazo. Los síntomas más comunes son:

  • Agonía emocional: una combinación de enojo o irritabilidad, ansiedad y depresión, las tres emociones del estrés.
  • Problemas musculares que incluyen dolores de cabeza tensos dolor de espalda, dolor en la mandíbula y las tensiones musculares que derivan en desgarro muscular y problemas en tendones y ligamentos.
  • Problemas estomacales e intestinales como acidez, flatulencia, diarrea, estreñimiento y síndrome de intestino irritable.

Sobreexcitación pasajera que deriva en elevación de la presión sanguínea, ritmo cardíaco acelerado, transpiración de las palmas de las manos, palpitaciones, mareos, migrañas, manos o pies fríos, dificultad para respirar, y dolor en el pecho.

Resumen:El estrés agudo puede presentarse en la vida de cualquiera, y es muy tratable y manejable.

Estrés crónico

El estrés crónico este es el estrés agotador que desgasta a las personas día tras día, año tras año. El estrés crónico destruye al cuerpo, la mente y la vida. Hace estragos mediante el desgaste a largo plazo. Es el estrés de la pobreza, las familias disfuncionales, de verse atrapados en un matrimonio infeliz o en un empleo o carrera que se detesta. Es el estrés que los eternos conflictos han provocado.

El estrés crónico surge cuando una persona nunca ve una salida a una situación deprimente. Es el estrés de las exigencias y presiones implacables durante períodos aparentemente interminables. Sin esperanzas, la persona abandona la búsqueda de soluciones. El peor aspecto del estrés crónico es que las personas se acostumbran a él, se olvidan que está allí. Las personas toman conciencia de inmediato del estrés agudo porque es nuevo; ignoran al estrés crónico porque es algo viejo, familiar y a veces hasta casi resulta cómodo.

El estrés crónico mata a través del suicidio, la violencia, el ataque al corazón, la apoplejía e incluso el cáncer. Las personas se desgastan hasta llegar a una crisis nerviosa final y fatal. Debido a que los recursos físicos y mentales se ven consumidos por el desgaste a largo plazo, los síntomas de estrés crónico son difíciles de tratar y pueden requerir tratamiento médico y de conducta y manejo del estrés.
Los síntomas de este tipo de estrés pueden requerir incluso el tratamiento médico porque tiene graves consecuencias a nivel físico y mental. Algunos de los síntomas principales son:

  • Este estrés está relacionado con la aparición de algunas enfermedades como el cáncer o los problemas cardiacos.
  • También pueden aparecer enfermedades cutáneas.
  • Pueden aparecer enfermedades en el sistema digestivo.

A nivel psicológico aparece una baja autoestima, el sentimiento de indefensión (se dan por vencidos, porque hagan lo que hagan no está en sus manos modificar la situación). Y puede derivar en patología como la depresión y la ansiedad.

Resumen:Algunas investigaciones han relacionado este estrés con el riesgo de suicidio.

Alimentos anti estrés

Existen muchos alimentos anti estrés cuyas propiedades te brindan energía y optimismo tras su ingesta, permitiéndonos aliviar este mal; Algunos alimentos estimulan el buen funcionamiento de las células nerviosas a la vez que ayudan al organismo a mantenerse relajado, mientras que otros favorecen la irritabilidad. Por ello, una de las formas más efectivas a través de las cuales podemos combatir este estado es desde la alimentación.
El estrés prolongado nos acaba debilitando. Para recuperarnos y vencerlo, necesitamos reponer las sustancias que ayudan a producir los neurotransmisores del bienestar. Estos son los alimentos anti estrés:

Leche y sus derivados

Según un estudio publicado en el British Food Journal, el alto contenido de fosfolípidos en la leche actúa positivamente en el estado de ánimo, la función cognitiva y la respuesta frente al estrés. Además, la leche contiene calcio y otros minerales, que contribuyen al correcto funcionamiento del sistema neuromuscular.
Leche, huevos y quesos son una excelente fuente de triptófano (precursor de la serotonina, conocida como la hormona de la felicidad), que alivia los síntomas de la ansiedad, relajan y mejoran el humor.

Estudios realizados con suplementos de fosfolípidos de soja, demostraron ser efectivos respecto a la reducción del estrés, mejorando la memoria, motilidad y cognición disminuyendo la neurodegeneración en pacientes con enfermedad de Alzheimer y mejorando parámetros asociados a la concentración en humanos y animal.
Una proteína propia del suero de leche puede producir tal efecto teniendo efectos positivos en el organismo al momento de reducir el estrés como señala una Podemos consumir leche como tal o proteína de suero de leche que tendría igual o mayor efecto, y así podemos realizar desde un simple batido.

Cereales integrales

Los hidratos de carbono pueden tener muchos beneficios para el organismo, uno de ellos es favorecer el incremento de los niveles de triptófano en el cerebro para así, inducir la liberación de serotonina y controlar el estrés.
De esta forma, los granos enteros o integrales que poseen hidratos de calidad para el organismo serían de gran ayuda para reducir el estrés percibido y mejorar el estado de ánimo.

Podemos incluir cereales integrales varios como por ejemplo: arroz integral, avena, pasta integral, harina integral y derivados. Así, podemos elaborar pan integral en casa, berenjena al miso con arroz integral, pasta integral. Con verduras, galletas de avena y fruto secos, o tarta integral de calabaza y maíz. Son alimentos útiles para compensar las reservas de vitamina B, además de ser rico en fósforo y vitamina E. Debido a su contenido en potasio, magnesio y cobre, es beneficioso para el sistema nervioso.

Semillas de girasol

Aunque sean pequeñas en tamaño, son muy ricas en vitaminas del grupo B y E. Cuidan tanto la salud del sistema nervioso como el corazón. Contienen carbohidratos complejos que incrementan la producción de serotonina gran potenciadora del bienestar. Por otro lado, al tardar más tiempo en ser asimilados, previenen los desequilibrios en los niveles de azúcar y sus consiguientes bajones anímicos ricas en Magnesio ayuda a prevenir la ansiedad y está recomendado en tratamientos contra el estrés y la depresión. Relaja los músculos del cuerpo y tiene un efecto relajante sobre el sistema nervioso. Podemos encontrar cantidades importantes de magnesio en semillas de calabaza, almendras, avellanas, nueces, soja, garbanzos, perejil.

Nueces

Las nueces son otra fuente de serotonina que podemos incorporar a la dieta para reducir el estrés y sus síntomas. Además, son fuente de grasas insaturadas entre las que se encuentra el omega 3 contribuye a reducir el cortisol en el organismo, las nueces pueden ser de ayuda al momento de disminuir el estrés y podemos sumarlas a un desayuno a una salsa o bien, a una sabrosa y sana galleta de chocolate. Las nueces por su parte, son una excelente fuente de vitamina E, magnesio, fibra, proteína y grasas saludables. También contienen zinc, un nutriente clave para el mantenimiento de un estado de ánimo equilibrado. Son ricas en omega 3 que ayuda a reducir el riesgo de depresión.

Tomar un puñado de nueces al día es una forma sencilla de mejorar el humor. Y la gente que es feliz tiende a estar menos estresada. Puedes disfrutarlas como aperitivo y también aderezadas en una ensalada o con un desayuno con avena

Arándanos

¿Has probado con los arándanos? Esta fruta morada es especialmente alta en antocianinas (antioxidantes). Se ha probado que éstas tienen muchos beneficios para la salud, sobre todo en términos de reducir el estrés. Los arándanos también contienen vitamina C, que fortalece el sistema inmune. Esto es particularmente importante porque la gente que está constantemente estresada tiende a estar enferma más a menudo. ¿No hay arándanos frescos en tu supermercado? También puedes optar por los congelados y mezclarlos con avena caliente.
Pero en general todas las bayas, incluyendo fresas, frambuesas y moras, son ricas en vitamina C, que ha demostrado ser útil en la lucha contra el estrés, pues es capaz de bajar la presión arterial y reducir los niveles de Cortisol, la hormona que libera el cuerpo en respuesta a situaciones estresantes. Naranjas y limones, ricas vitamina C es la mejor aliada para combatir el estrés es por eso que sin duda las naranjas, los limones y en general los cítricos, son perfectos para combatir este mal, ya que ayudan a bajar los niveles de Cortisol.

Plátano

Es uno de los alimentos más ventajosos para nuestro sistema nervioso, al ser rico en vitamina A, C y todas las del grupo B. Además, aporta minerales como hierro, potasio, magnesio y cobre, imprescindibles para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Ayuda a la producción de serotonina por lo que es capaz de reducir los síntomas de la ansiedad y por su alto contenido en potasio permite relajar el sistema neuromuscular y favorecer su normal funcionamiento. Por su riqueza en hidratos de carbono es un alimento que satisface el apetito y es fácil de digerir.

Resumen: La receta para el bienestar se resume en 5 ingredientes básicos: triptófano, vitamina B, carbohidratos complejos, omega 3 y proteínas. Aliviar la ansiedad y el estrés a través de una correcta y saludable alimentación es posible. La ansiedad es uno de los trastornos más comunes en la sociedad actual.

Alimentos antinflamatorios; ¿Cuáles?


La inflamación está en el origen de toda enfermedad. Así de simple y así de claro. Cuando se hace crónica acelera el proceso de envejecimiento causa hiperactividad del sistema inmune lo que causa dolor de las articulaciones y daño a los vasos sanguíneos y acorta la esperanza de vida. La dieta antiinflamatoria es la manera más eficaz de prevenir y curar.

¿Cómo saber que presentan efectos antiinflamatorios?

Su efecto antiinflamatorio ocurre debido a que estos alimentos contienen sustancias como omega-3, vitamina C, alicina, antioxidantes naturales y polifenoles. Un gran ejemplo de esta dieta es la dieta mediterránea, la cual se compone por un elevado contenido de frutas y vegetales frescas, frutos secos, granos y grasas de las buenas.
Para fortalecer el sistema inmune y combatir enfermedades pro-inflamatorias, se debe ingerir estos alimentos a diario, aumentando el consumo de pescados 3 a 5 veces por semana, agregando semillas a las ensaladas y yogures, y comiendo frutas después de las comidas como postre o en las meriendas, además de aumentar el consumo de alimentos antiinflamatorios, también es importante reducir el consumo de alimentos pro-inflamatorios, es decir, que aumentan la inflamación en el organismo, esto debido a que contribuyen al aumento de peso, lo cual es un factor de riesgo para la inflamación.

Por lo que estos son:Las carnes rojas y las carnes procesadas como salchichas, jamón, chorizos, salami y tocineta, carbohidratos refinados como pan blanco, galletas y bizcochos, refrescos y bebidas azucaradas. ¡Te invito! a conocer un poco más de este interesante tema del día de hoy

En que consiste la inflamación del sistema inmune

La inflamación es una respuesta del sistema inmunitario para proteger el organismo de infección y lesiones. Su finalidad es localizar y eliminar el tejido dañado para que el cuerpo pueda empezar a recuperarse.

¿Cómo se presenta esa inflación?

La inflamación se produce como respuesta natural del organismo ante una lesión. La inflamación aguda es una respuesta del sistema inmunitario que dura pocos días y normalmente contribuye a la recuperación, aunque a menudo va acompañada de sensaciones desagradables, como el dolor en la faringitis o el escozor tras la picadura de un insecto.

¿Cuáles son los síntomas?

La inflamación se identifica con frecuencia por la presencia de eritema, hinchazón, dolor físico o calor excesivo en una parte del cuerpo. Se trata de una respuesta del sistema inmunitario para proteger el organismo de infección y lesiones. Si la inflamación aguda persiste, se convertirá en inflamación crónica, que puede durar varios años o incluso toda la vida.

¿Por qué se produce la inflamación o cuales son las causas?

Existen varias causas por las que se produce dolor a causa de la inflamación, por ejemplo, patógenos (gérmenes) como bacterias, virus u hongos; lesiones externas, como rozaduras o las producidas por objetos extraños ( ejemplo, una espina clavada en un dedo); y los efectos de agentes químicos o radiación.
La hinchazón, denominada edema, se produce principalmente por la acumulación de líquido fuera de los vasos sanguíneos. La artritis es otra de las posibles causas, ya que produce una inflamación permanente de las articulaciones.

La inflamación puede resultar muy dolorosa, ya que la irritación provoca el deterioro del cartílago (el tejido esponjoso que protege las articulaciones), pero también existe una inflamación crónica, de la que no nos damos cuenta y que es la madre de enfermedades como el cáncer, la diabetes y las enfermedades cardiovasculares, entre otras.
Cuando la inflamación persiste en el tiempo más allá de lo necesario y deja de responder al propósito reparador, se vuelve destructiva.

Alimentos antinflamatorios

Recientemente, ha habido muchos comentarios en torno a las “dietas antiinflamatorias” o alimentos que trabajan para reducir la inflamación en el cuerpo. Pero, ¿es realmente preocupante la inflamación en el cuerpo? ¿Pueden los alimentos que ingerimos paliarla?

Actividad antiinflamatoria de los alimentos

La alimentación, se constituye en un factor en la modulación de la respuesta inflamatoria. Los fitoquímicos presentes en los alimentos, en su forma original o al ser metabolizados, pueden formar metabolitos activos y comportarse como mensajeros intracelulares activando o inhibiendo la expresión de genes involucrados en los procesos inflamatorios. Uno de los regímenes que cumple esta característica es la dieta mediterránea, rica en vegetales, legumbres, frutos frescos y secos, cereales, bajo en grasas saturadas, constante en vino, aceite de oliva y pescado , la cual promueve la reducción de eventos cardiovasculares cáncer y enfermedades crónicas.

Las frutas y verdura

Son componentes esenciales de una dieta saludable y un consumo diario suficiente podría contribuir en la prevención de enfermedades, principalmente aquellas relacionadas a procesos inflamatorios. El consumo de frutas y verduras variadas garantiza un consumo suficiente de la mayoría de los micronutrientes, de fibra dietética.

Existe una amplia variedad de fitoquímicos como carotenoides, flavonoides y otros polifenoles de comprobada función orgánica, que se encuentran ampliamente distribuidos en los frutos. Que llevan a caracterizar a los alimentos como funcionales porque además de su contenido nutricional actúan como poderosos agentes antiinflamatorios, pudiendo interferir en algunos procesos bioquímicos y metabólicos asociados con el desarrollo y progresión de enfermedades inflamatorias.

La cebolla

Uno de los productos más utilizados en la cocina, es fuente de una vasta gama de fitoquímicos estos compuestos con capacidad biológica, se encuentran abundantemente en frutas, verduras y en productos lácteos obtenidos por fermentación acido láctica, como la luteolina y flavonoles. Estas flavonas, ejercen propiedades antimutagénicas, antitumorígenas y antiinflamatorias. La luteolina induce la inhibición en la producción de citoquinas, reduciendo la expresión de daño celular.

Ajo

Sumado a la cebolla el ajo es otro de los alimentos antiinflamatorios naturales que pueden ayudar a prevenir y tratar diferentes problemas de salud. El componente activo del ajo es la alicina, que ha demostrado funcionar de manera similar a analgésicos como el ibuprofeno, desactivando las vías que dan lugar a la inflamación. Además resaltar que sus beneficios solo se hacen efectivos si se come crudo. La ciencia moderna ha encontrado que en el ajo existen diferentes compuestos que presentan efectos terapéuticos en el campo de las enfermedades cardiovasculares y del cáncer.

El Noni

Es una de las plantas tropicales más cultivadas en el mundo, crece en todas las altitudes y contiene cerca de 160 fitoquímicos, entre ellos los compuestos monoterpénicos del geraniol, denominados iridoides y la quercetina ejercen un rol importante en los procesos antiinflamatorios.
La pulpa es jugosa, gelatinosa y amarga, con fuerte olor y sabor a ácido butírico. Las Principales propiedades del noni para la salud de tu organismo. También lo puedes tomar en ayunas para ver sus efectos. Destacan sus beneficios para adelgazar, prevenir el cáncer, el cabello, para la piel y muchos más. El jugo del noni también resulta útil como antiinflamatorio, calma el dolor y tiene un suave efecto sedante.

Brócoli

Algunas crucíferas, como el brócoli, otros como la sábila, apio, tomillo y ajíes, se encuentran en este grupo por su importante contenido de compuestos órgano sulfurado, luteolina, flavanoles e isotiocianatos. La luteolina es el principal componente del brócoli, considerado mediador de los procesos antioxidantes y antiinflamatorios asociados con la edad, actuando de forma sinérgica con el contenido de vitaminas y minerales, existe evidencia de que puede ejercer efectos citoprotectores aún a bajas concentraciones, aspecto concordante con el aporte alimentario continuo. Este tipo de vegetales contiene cantidades importantes de vitamina E.

Jengibre

Las propiedades antiinflamatorias del jengibre han sido utilizadas desde la antigüedad para tratar diferentes problemas de salud y dolencias. Además, la acción del jengibre es comparada con la de los fármacos antiinflamatorios no esteroideos, ideal para reducir la inflamación intestinal. El jengibre se puede consumir en forma de té, en ensaladas, batidos o sopas, entre otros. (14)

Las papas

Son productos base de la alimentación y son consumidas en una variedad de formas como fresca, congelada, seca, fermentada, cocida, y horneada. Las papas contienen glucoalcaloides y las de pulpa roja y azul son particularmente ricas en cianidinas, y representan el 90% del contenido fenólico en los tubérculos.
La práctica de cocción sin pelar al horno, hervidas, o en microondas protege de la pérdida de los compuestos fenólicos pues migran de la piel y la corteza a la pulpa del tubérculo, favoreciendo tras su ingesta un efecto antiinflamatorio.

La curcumina

Es un ácido hidroxicinámico, principal componente de otro de los condimentos de amplia utilización como el palillo. Es una de las especias que mayores efectos determina como antioxidante, antiinflamatorio y analgésico.
Se han ensayado tratamientos prolongados de 8 meses con 200 mg de extracto de curcumina, lográndose un efecto antiinflamatorio por disminución y Pretina C Reactiva activando múltiples genes de defensa constituyéndose en un factor protectivo contra la inflamación, daño oxidativo y muerte celular.

Pescados azules

Se ha sugerido que los síntomas relacionados con la edad mejoran con una dieta enriquecida con substancias activas, vitaminas y minerales. Uno de los campos del conocimiento poco explorado es el referido al mundo marino que representa una reserva infinita de ingredientes bioactivos, por su contenido de aceites con omega-3, carotenoides, vitaminas, minerales y péptidos procedentes de esponjas, algas y peces de aguas profundas, que proveen una variedad de beneficios en la salud. Por lo tanto, lo ideal es consumir por lo menos 3 porciones a la semana para obtener sus beneficios. Entre los pescados azules podemos encontrar: El atún, Las sardinas, El bacalao, El salmón La caballa.

El té verde

Es la materia prima de una de las bebidas de consumo más antiguas en el mundo. Esta especia contiene polifenoles que incluyen flavanoles, flavonoides, ácidos fenólicos y catequizas, que una vez consumidas se absorben, metabolizan ejercer numerosos efectos antiinflamatorios y principalmente antioxidantes con dosis muy variables.
Es conocida la actividad antioxidante y antiinflamatoria de otras especias empleadas masivamente en la cocina, como la canela, pimienta, clavos de olor, orégano, romero, llantén.

Las uvas vino y moras

Son ricos en un polifenol, el resveratrol, importante por sus propiedades asociadas a la inmunidad, reducción del estrés oxidativo y efecto antinflamatorio, asociado a la reducción de mediadores pro inflamatorio. Las intervenciones nutricionales son numerosas y son los jugos concentrados de uva. Las investigaciones sobre el consumo de uva y vino de forma regular, sugieren propiedades preventivas de enfermedad. Entre los beneficios que nos aporta debemos destacar el poder que tiene de retrasar el envejecimiento celular, ya que es uno de los antioxidantes más eficaces y potentes que existe. Pero no solo de envejecer se trata, y es que es un potente antiinflamatorio, además de ayudarnos a regular los niveles de colesterol malo para el organismo.

La guayaba amarga y rosa

Diferentes variedades, tanto en pulpa y piel, presentan más cualidades fitoquímicos, de olor y sabor que las de color más claro; se han identificado numerosos taninos, flavonoides, aceites esenciales, saponinas, carotenoides, lectinas, ácido elágico, , quercetina, vitamina C y otros fenoles que ejercerían la función antiinflamatoria y antioxidante.
La guayaba, se constituye en un fruto de excelentes condiciones nutricionales por su bajo contenido de carbohidratos, grasas y proteínas, alto contenido de agua, importante contenido de vitaminas hidrosolubles: B1, B2, B3 y C 3-6 veces más que la naranja), además de vitamina A.

En las manzanas

Los principios activos (quercetina, antocianidinas, procianidinas, epicatequinas y ácido clorogénico), se concentran en la cáscara (40 a 50% del contenido), siendo su concentración 3 veces superior a la pulpa.
Su consumo en forma de jugo o natural (1-2 manzanas/día), ejerce efectos antiinflamatorios y moduladores del metabolismo carcinógeno y antioxidante Estudios en animales infectados con Helicobacter pylori, utilizando extractos de cáscara, en 20 días produjo un efecto protector del daño inflamatorio en la mucosa gástrica por interferencia en la colonización de la bacteria.

La fibra actuaría como prebiótico, disminuyendo la inflamación por expresión de moléculas supresoras de la señalización antiinflamatoria.

Los cítricos

La naranja, y toronja, el limón son fuente del flavonoide, que a concentraciones utilizadas en la dieta habitual reduce la expresión en macrófagos y a nivel cardiovascular y cerebrovascular, ejercen efectos protectores y antinflamatorios.

Aceites y oleaginosas

Un grupo de alimentos que son utilizados como aditivos en las preparaciones culinarias son los aceites y oleaginosas, de importancia por el tipo de ácidos grasos en su contenido. La linaza, pertenece a este grupo y alcanza importancia por su composición en ácidos grasos esenciales tiene la propiedad de reducir los efectos inflamatorios.

Lácteos un aliado deportivo


Los beneficios de la leche y los productos lácteos para cualquier práctica deportiva, desde la aficionada hasta la profesional, han sido el argumento principal del encuentro organizado por Unión Europea e Inlac en el programa. Di que sí al menos a 3 lácteos al día para poner al alcance de los ciudadanos información científicamente avalada sobre la leche y los productos lácteos.
Los especialistas en nutrición recomiendan a las personas que hacen ejercicio de forma regular y quieren mantener un adecuado estado de salud, seguir una dieta equilibrada, eliminar o reducir al máximo las sustancias perjudiciales, como el alcohol, y mantener una adecuada hidratación antes, durante y después del esfuerzo.
La composición natural de la leche incluye un 80% de agua, pero también micro y macronutrientes especialmente recomendados para personas con una actividad física intensa.

¿Qué aporta la leche además de hidratación?

La Guía de la Alimentación Saludable, publicada por la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria recomienda la leche y los productos lácteos, ya que son una fuente de proteínas de alta calidad, lactosa y vitaminas (A, B2, B12 y D), además de una formidable fuente de calcio.

¿Qué beneficios aportan las proteínas de la leche?

La proteína de la leche es de alta calidad y de gran valor nutricional ya que aporta todos los aminoácidos esenciales, que el organismo no puede sinterizar pero necesita.

Lácteos un aliado deportivo; ¿Por qué?

Una correcta alimentación es uno de los pilares fundamentales en el rendimiento deportivo. Debe aportar la energía y los nutrientes necesarios para mantener y reparar los tejidos, además de regular el metabolismo.
La dieta debe ser variada, equilibrada y suficiente para cubrir las necesidades del individuo. Los deportistas, aunque sean aficionados, deben llevar un orden en su alimentación además de prestar atención a la hidratación. Estos aspectos ayudan y contribuyen a los beneficios de un correcto entrenamiento y, además, pueden llegar a prevenir lesiones.

¿Qué es la leche?

Se define la leche como un producto íntegro, no alterado ni adulterado, y sin calostros, obtenido del ordeño higiénico regular completo e ininterrumpido de las hembras domésticas sanas y bien alimentadas.
Es un alimento de alto valor nutritivo que guarda un buen equilibrio en cuanto a sus macronutrientes. En función de la alimentación de la vaca y el tratamiento de la leche su contenido nutricional puede variar.

En cuanto a su contenido en minerales, es una de las principales fuentes de calcio, que junto con la vitamina D y la lactosa, favorece una absorción más completa. También tiene fósforo, magnesio, potasio, cinc y yodo (según la alimentación de las vacas). Es deficitaria en hierro.

Resumen:Las vitaminas B1, B2, B3, B12, A, D y E se encuentran en buenas cantidades. También contiene pequeñas cantidades de ácido fólico. En el desnatado se pierde casi la totalidad de las vitaminas liposolubles (A, D, E), pero generalmente se les añade a posteriori.

Y en cuanto a las grasas y Proteínas; ¿qué podemos decir?

La composición grasa de la leche está representada mayoritariamente por triglicéridos (con ácidos grasos de cadena corta y media que la hacen más digestible), fosfolípidos y lípidos insaponificables, entre los que destacan el colesterol, pigmentos (sobre todo carotenoides), antioxidantes (tocoferoles) y ácido linoleico conjugado (con posible acción anticancerígena).
Las proteínas lácteas son de alto valor biológico. Tiene básicamente dos fracciones de proteínas: las caseínas, que son el 80% y de lenta absorción, y las proteínas séricas, que son el 20% y de absorción rápida. Las caseínas se recomiendan para tomarlas por la noche ya que se absorben lentamente, al contrario de las proteínas del suero que, al ser de absorción rápida y ricas en leucina, se recomiendan como recuperador post-ejercicio.

El principal hidrato de carbono en su composición es la lactosa (40-50 g/l), lo que la convierte en un alimento a evitar en caso de intolerancia a la lactosa. No debemos de olvidar el aporte de hidratos de carbono (HC) a través de la lactosa, azúcar que proporciona entre el 25%-50% de la energía, según si es entera (25%) o desnatada (50%) y que se encuentra en una proporción aproximada de 4,5% cada 100ml. La lactosa favorece la absorción del calcio, de igual modo que la caseína.

Resumen: La composición y valor nutritivo de la leche la convierten en un alimento especialmente necesario en periodos de crecimiento y desarrollo (infancia y adolescencia), y en situaciones fisiológicas concretas (embarazo y lactancia). Su consumo contribuye al buen funcionamiento de la masa ósea y muscular del adulto y anciano.

Leche, Lácteos y desarrollo muscular

La leche y los productos lácteos juegan un papel “imprescindible” debido a su composición proteica, característica que hace que estos sean recomendables tanto antes como después de practicar deportes.

¿Es bueno tomar leche antes de hacer deporte?

La leche y el yogur son una fuente de proteínas de alto valor biológico, una alternativa natural a los batidos de proteínas sintéticas. En concreto, contienen dos proteínas sumamente importantes, como son las del el contenido de proteínas de la leche consta en torno a un 3-4% por cada 100ml. De esta cantidad encontramos en un 78% en forma de caseína (proteína de lenta absorción) y un 17% de lacto suero (proteína soluble de rápida absorción, como a-lacto albúmina, ß-lacto globulina) albúmina sérica.
Cabe destacar su alto contenido en aminoácidos ramificados (leucina, isoleucina y valina), de gran interés en el ámbito deportivo, pues estos participan en la síntesis proteica y de proteína muscular. Además el aporte elevado de lisina, como otro aminoácido esencial convierte a la leche en un producto de utilidad para complementar con otros alimentos (como ocurre al combinar con cereales o legumbres, aumentando el valor biológico de las proteínas total ingeridas).

La importancia del Suero y Aminoácidos de cadena ramificada como aliados del deporte

La proteína de suero, junto a los aminoácidos esenciales (BCAA), se absorbe de forma rápida y elevan los aminoácidos plasmáticos de manera que proporcionan las bases para la preservación y la recuperación de la masa muscular. Junto a los hidratos de carbono, provoca una mayor respuesta de la insulina (posee un con alto poder anabolizante), ayudando a la formación de proteínas en las células musculares, que se traduce en una ganancia de masa muscular y más fuerza. Por tanto, estamos interviniendo en un incremento del rendimiento deportivo.

La ingesta adecuada de proteínas, junto con alimentos y suplementos de origen natural, que estimulan algunas de nuestras hormonas que influyen en el factor de crecimiento, como son la insulina y la testosterona, ayuda a cambiar el cuerpo a un estado donde se repara y crea tejido. Esta reparación ocurre principalmente cuando estamos descansando, sobre todo por la noche mientras dormimos, que es cuando por regla general se produce la fase de sueño. Un suplemento que contribuirá a esta reparación.

Resumen:La presencia de BCAA en la leche, tiene como resultado una mayor activación de los sistemas fisiológicos que regulan la absorción, captación y síntesis de proteína del sistema celular.

Beber leche para recuperar después del entrenamiento

Después de realizar un ejercicio intenso es importante una buena recuperación, y es que nuestro cuerpo necesita cargar de nuevo lo que ha perdido para conseguir que los músculos vuelvan a su estado normal y puedan crecer de forma correcta, a lo largo del entrenamiento las fibras musculares pierden glucógeno, y es que éste es la principal fuente de energía que tienen nuestros músculos a la hora de entrenar. Por este motivo es importante recargar las reservas a través de un alimento que nos ayude a recuperarnos mediante el aporte correcto de los nutrientes necesarios. La leche puede ser este alimento, y es que contiene infinidad de nutrientes.

Por este motivo conviene ingerir estos nutrientes al acabar de entrenar, y si es de forma líquida será mucho mejor, pues el efecto es más rápido, ya que el organismo lo asimila antes. Una de las mejores y más naturales formas de hacerlo es mediante la ingesta le leche, ya que es un alimento que contiene altas dosis de hidratos de carbono y proteínas con un alto valor biológico y de fácil asimilación por el organismo.

El yogur un alimento ideal; para deportistas

Yogures son un alimento por lo general muy fácil de digerir además, ayudan a mejorar la digestibilidad de su lactosa, potenciar nuestro sistema inmunitario y equilibrar la flora bacteriana. Sin olvidar que es un alimento rico en calcio de fácil absorción.

El yogur ofrece como nutriente principal, proteínas de alta calidad que el cuerpo del deportista usará para reparar estructuras y desarrollar músculo, pero además, el yogur posee calcio, necesario para la contracción muscular y para cuidar de nuestros huesos, presenta gran cantidad de potasio, un mineral fundamental para el funcionamiento del sistema nervioso y muscular, y además aporta sodio, necesario para conservar el equilibrio electrolítico.
Asimismo el yogur tiene gran contenido acuoso ofrece fósforo, selenio, magnesio y vitaminas del complejo B necesarias para metabolizar adecuadamente los hidratos de carbono, principal fuente de energía. Por supuesto, no debemos olvidar su versatilidad y la posibilidad del yogur de combinarlo con avena, frutas frescas, semillas, nueces o cereales para obtener una comida completa en poco tiempo que ofrece todo lo necesario para que el cuerpo de un deportista conserve su salud y vitalidad. El yogur es junto a otros alimentos una opción ideal para los deportistas.

Resumen:El yogur fresco es considerado como un alimento funcional y “probiótico”, ya que bajo estudios científicamente demostrados, se sabe que las bacterias vivas que contienen contribuyen a equilibrar la flora bacteriana de nuestro intestino y a potenciar nuestro sistema de defensas contra infecciones y otras enfermedades, es decir, que aportan beneficios para la salud que van más allá de su composición nutricional. De ahí la importancia de fomentar su consumo entre los deportistas, y claro está, entre la población general.

Leche con chocolate: ¿lo mejor opción para después del entrenamiento?

Las bebidas deportivas serían dejadas atrás por la leche con chocolate cuando se trata de recuperar a los deportistas después de rutinas físicas intensas o de larga duración, un estudio realizado en la Universidad de Indiana ha confirmado sus beneficios y señala que más allá de la leche, de la que ya hablamos anteriormente en su combinación con chocolate crea una fórmula única que provee calcio, proteínas, hidratos de carbono y energía suficiente para reponer las pérdidas.
Pero no sólo los grandes atletas y deportistas podrían disfrutar de un tazón de leche con chocolate, sino que aquellas personas y jóvenes activos también se beneficiarían con su ingesta después de jugar vigorosamente o ejercitarse con intensidad. Beber leche con chocolate antes o después de entrenar ha demostrado ser tan efectivo como las bebidas deportivas, y mucho mejor que el agua, para la recuperación física.

Consumir leche con cereales mejora la recuperación; después del entrenamiento

¿A quién no le gusta tomar un tazón de leche con cereales? Un estudio presentado en la reunión anual del Colegio Americano de Medicina Deportiva de Nueva Orleans (EE UU) indica que es mucho más saludable y beneficioso disfrutar de un tazón de leche con cereales para recuperarse del ejercicio realizado, que cualquiera de las bebidas energéticas del mercado. Las particularidades deben ser que la leche sea desnatada y los cereales integrales.

En el estudio se tomaron los datos de 12 deportistas de ambos sexos a los que se les sometió a un ayuno de 12 horas, seguidamente se les pidió que montaran en bicicleta durante un par de horas, al finalizar el ejercicio se les pidió a los atletas que formaran dos grupos y a cada grupo se le proporcionó, o una bebida energética o el tazón de leche con cereales.

El resultado mostraba que el bol de cereales con leche era mucho más saludable y permitía una mejor recuperación de los músculos. Entre algunos aspectos a destacar se encontraba la disminución del lactato (una enzima que produce nuestro cuerpo especialmente durante el ejercicio como consecuencia del esfuerzo físico y la demanda energética del metabolismo) en la sangre, aumento de la insulina, y hormona de crecimiento.

Beneficios del cacao natural


Aunque el chocolate es el producto más conocido hecho con cacao, consumir éste en otras de sus formas puede resultar más benéfico para tu salud y belleza.
No por nada se le conoce como el alimento de los dioses, ya que los aztecas y mayas le rendían tributo por sus grandes propiedades nutricionales y por supuesto su sabor.

El cacao fue el oro más preciado del imperio maya debido a todas sus buenas propiedades. Se obtiene de las semillas que se hallan en las vainas del árbol de cacao; vainas que nacen de una flor parecida a una orquídea salvaje que sale del tronco. Tanto los mayas como posteriormente los aztecas cultivaban el cacao en la época precolombina. Sus semillas eran utilizadas como moneda y la bebida que preparaban con él estaba reservada a las clases altas.

Hoy se considera sin duda un gran superalimento por todos los beneficiosos que aporta a la salud. Por eso, aunque es el ingrediente clave de uno de los placeres gastronómicos más aclamados de la historia el chocolate, hay que diferenciar muy bien estos dos alimentos.

El cacao tiene una mayor concentración de antioxidantes que cualquier alimento en el planeta. Esos antioxidantes son polifenoles, catequinas y epicatecinas. Por eso tiene muchos más antioxidantes que vino tinto, arándanos, granadas y bayas juntos. En el presente artículo se dará a conocer todo lo relacionad a CACAO. ¡Ya Preparados!

Un poco de Historia sobre el origen del Cacao

El cacao ya era cultivado por los mayas hace más de 2500 años. De hecho para encontrar el significado de la palabra cacao hemos de recurrir a la lengua maya:

Cac que en lengua maya quiere decir rojo (en referencia al color de la cáscara del fruto) cau que expresa las ideas de fuerza y fuego. Los aztecas aprendieron de los mayas el cultivo y el uso del cacao. Llamaban “cacahuat” al cacao y “xocolatl” la bebida aromática que se obtenía de sus frutos. Por aquel entonces el “xocolatl” era apreciado como reconstituyente que daba fuerza y despertaba el apetito sexual. Las semillas de cacao también se utilizaban como monedas de cambio, costumbre que perduró mucho después de la colonización de los españoles. De hecho Hernán Cortés pagaba a sus soldados con cacao.

Sin embargo durante toda la edad moderna el cacao pasó bastante desapercibido, a pesar de que ya en el siglo XVI empezabas a ser conocida la bebida hecha a base de cacao (el chocolate). Restringida sólo a la élite aristocrática, poco a poco adquiere prestigio como estimulante y se extiende por toda Europa.

Resumen: Durante mucho tiempo el cacao se le reconocen propiedades afrodisíacas.

¿Qué es el cacao?

El cacao es una fruta de origen tropical que proviene del árbol del cacao, cuyo nombre científico es Theobroma cacao que en griego significa “alimento de los dioses”.

Árbol del cacao y variedades

El árbol de cacao tiene las siguientes características: Tiene una altura de 4 a 8 mt. Sus frutos son bayas alargadas, que contienen de 30 a 40 semillas de color marrón rojizo por fuera, cubiertas de una pulpa blanca dulce y comestible. Su hábitat natural son los bosques húmedos tropicales de clima cálido.
Tarda entre 5/6 años en dar sus primeros frutos y 6 meses en madurar.
El nivel de producción del cacao depende de las condiciones ambientales de la zona donde se cultiva. Necesita la temperatura y la humedad específicas para poder cultivarse y a menudo requiere de otros árboles frondosos o de “sombra” que lo protejan del sol. Son los llamados árboles “madre de cacao”.

Recolección y transformación

La cosecha se inicia cuando la mazorca está madura. Aunque la recolección del cacao se lleva a cabo durante todo el año, en algunas zonas se concentra en unos meses, como África occidental donde la cosecha principal tiene lugar entre septiembre y febrero.
Tan pronto como las mazorcas maduran, los llamados “tumbadores” cortan el pedúnculo de la mazorca con una hoz o con un cuchillo especial fijado sobre una pértiga. Las semillas se extraen y se colocan sobre una base de hojas de plátano. Así se inicia el proceso de fermentación, que dura entre 3 y 7 días.
Durante la fermentación se desprende calor mientras la pulpa se desintegra. El aumento de la temperatura produce importantes modificaciones en la semilla o haba del cacao:

  • Pasa de color violeta a marrón claro.
  • Disminuye el sabor amargo original.
  • Nacen los sabores precursores del chocolate. En el secado se extienden las semillas al sol durante 7-10 días; se concentra su aroma y se oscurecen.

Composición Nutricional; del Cacao

Los principales componentes de la semilla del cacao son las grasas (24 por ciento) y los hidratos de carbono (45 por ciento). Las grasas proceden de la manteca de cacao, que contiene gran cantidad de ácido esteárico, un ácido graso saturado que, a diferencia de otros, no aumenta el nivel de colesterol en la sangre. Gracias al carácter hidrofílico de los carbohidratos, este alimento constituye también una fuente de obtención rápida de energía, al ser fácilmente atacado por las enzimas hidrolíticas.

Ácidos grasos: Son fuente de energía y ayudan a regular la temperatura corporal, a envolver y proteger órganos vitales como el corazón y los riñones, y a transportar las vitaminas liposolubles (A, D, E, K) facilitando así su absorción. La grasa resulta imprescindible para la formación de determinadas hormonas y suministra ácidos grasos esenciales que el organismo no puede sintetizar y que ha de obtener necesariamente de la alimentación diaria.

El chocolate contiene además teobromina: una sustancia que ejerce una acción tónica sobre el organismo, activa la diuresis y estimula la circulación sanguínea, este alimento aporta vitamina A y B y minerales como el calcio, fósforo, hierro, magnesio, cobre y potasio.
Además, si al chocolate se le añade leche, el aporte de calcio se incrementa notablemente. Asimismo, el ácido fólico y la tiamina (B1) que contiene el cacao como materia prima, son nutrientes indispensables para la regulación del metabolismo, por otra parte, los polifenoles contenidos en el cacao evitan la oxidación del colesterol y se les ha asociado como compuestos esenciales para prevenir trastornos cardiovasculares y para estimular las defensas del organismo.
El valor nutritivo y energético de este alimento es muy alto: El cacao proporciona 293 calorías por cada 100 gramos y el chocolate, según su composición, aporta entre 450 y 600 calorías.

Resumen: El chocolate es un alimento. Además de deleitarnos con su sabor, nos aporta gran cantidad de nutrientes, sustancias antioxidantes y aminas que mejoran nuestro ánimo.

Beneficios de comer cacao, ¡el placer antioxidante!

Uno de los alimentos más ricos en antioxidantes

Los polifenoles, concretamente los flavanoles, son los compuestos que confieren al cacao sus propiedades antioxidantes, de hecho es el alimento más rico en estas sustancias. De esta forma, los compuestos fenólicos del cacao reducen el riesgo de sufrir enfermedades asociadas con el envejecimiento y el estrés oxidativo, como por ejemplo, algunas enfermedades cardiovasculares y degenerativas.

Efectos cardiosaludables

Son varios los estudios que afirman que un consumo moderado de cacao o chocolate negro pueden ayudar a reducir el colesterol malo y aumentar el bueno, además de favorecer una ligera reducción de la presión arterial o mejorar la vasodilatación arterial. Además, reduce el riesgo de un accidente cerebral o cardiovascular por su efecto antiinflamatorio.

Protege nuestras arterias

También son muchas las investigaciones científicas que se han fijado en la relación entre el consumo de cacao y chocolate negro y la arteriosclerosis o la formación de trombos, pues los flavanoles tienen efectos vasodilatadores y antitrombóticos, por lo cual pueden tener un papel protector frente a estos graves problemas de salud. La oxidación se potencia con una dieta pobre en vitaminas, un ejercicio físico muy intenso, el humo del tabaco, la contaminación y la acción de los rayos del sol. Los americanos concluyen que una taza de cacao soluble es la bebida que aporta mayor concentración de antioxidantes al organismo, dos veces más que el vino tinto y cinco veces más que el té.

Cuida la memoria

Aunque son pocos los estudios hasta el momento en este campo, parece que algunos muestran una ligera relación entre el consumo de flavanoles del cacao y la mejora de la pérdida de memoria relacionada con la edad, puestos compuestos también mejoran la vascularización cerebral.

Podría influir en la pérdida de peso

Por su contenido en fibra, tiene un efecto saciante al retrasarse el vaciamiento gástrico. Además, algunas investigaciones han apuntado a que los polifenoles reducen el peso corporal y la grasa abdominal, aunque se necesitan más estudios para afirmar esta teoría.

Contiene una importante dosis de magnesio

El magnesio interviene en numerosas e importantes funciones en el cuerpo, por ejemplo, en la formación de huesos y en el mantenimiento muscular, entre muchas otras. Algunas personas necesitan unas dosis de magnesio mayor, es el caso de los deportistas, las personas con enfermedades cardíacas o diabetes y los ancianos, además, algunos medicamentos pueden aumentar las necesidades de magnesio, esto vale en el caso de los laxantes, los diuréticos o los anticonceptivos orales.
El déficit de magnesio puede provocar calambres musculares, falta de concentración o nerviosismo. Por esta razón, el cacao puede ser una buena fuente para ayudar a cubrir estas necesidades.

El cacao es una gran fuente de minerales como el fósforo, conocido como el alimento del cerebro, así como vitaminas esenciales para el organismo. Pero no hay que olvidar que la concentración de todos estos nutrientes aumenta cuanto más puro es el cacao. Es aconsejable comer chocolate puro, pues tiene menos aditivos y añadidos, reduciendo de esta manera la ingesta de grasas derivadas de la manteca de cacao que se añade a muchos de los chocolates que comemos.

Resumen: Debes consumirlo con moderación y mejor si es puro, ya que aprovecharás todas las propiedades del cacao y te ahorrarás las calorías de los ingredientes adheridos a los chocolates con leche.

Cómo me ayuda el cacao a ganar masa muscular?

Antes de explicarte por qué el cacao te ayuda a ganar masa muscular necesito explicarte dos conceptos:

La Miostatina

Es una molécula que limita la cantidad de masa muscular que puede ganar nuestro cuerpo de forma natural. Cuanto mayor sea la cantidad de esta sustancia en tu cuerpo más dificultades tendrás para ganar musculo de forma natural.

La folistatina

Por otro lado, es la sustancia contraria. Normalmente cuando una aumenta la otra disminuye y esta lo que hace es facilitar la generación de nueva masa muscular.
Pues bien, el cacao, tiene un alto contenido de epicatequina y esta sustancia ha demostrado ser capaz de revertir las cantidades de estas sustancias anteriores aumentando la folistatina y disminuyendo la Miostatina, es decir, facilitando la ganancia de musculo.

Todo esto se consiguió consumiendo únicamente dos tomas de 50 gramos diarios de cacao. También podríamos alcanzar esta cantidad con otros alimentos que contengan cacao, pero hay que tener en cuenta que muchas veces este está mezclado con ingredientes poco saludables como el azúcar.

Por ejemplo

Si quisiéramos alcanzar esta cantidad de epicatequina comiendo chocolate negro 85% debería de hacer dos tomas de 60 gramos, lo cual no es mucho en cantidad, pero hablamos de 700 kcal que si es mucho para añadir cada día a nuestra dieta.

Manteca de cacao que nos ofrece

Pero el cacao no sólo ha servido para elaborar el denominado “alimento de los dioses”, la industria cosmética también le ha sacado provecho y lo ha convertido en el ingrediente estrella en la fabricación de muchos jabones, aceites y cremas. Un ejemplo de esto es la tradicional manteca de cacao, un producto maravilloso y hasta milagroso para la salud de nuestra piel, que se obtiene a partir de la grasa de este grano.
La manteca de cacao es una grasa vegetal, que ayuda a mantener la humedad en el cuerpo, permitiendo que la piel tenga mayor elasticidad, es un ingrediente que contiene antioxidantes (los cuales protegen nuestra piel).
Su alto contenido en vitamina E, permite combatir los radicales libres y evita el envejecimiento de nuestra piel. Además, esta vitamina aumenta la producción de colágeno por lo que logra mitigar las detestables estrías.

Adiós barriga guía para Six pack


Unos abdominales bien trabajados no son tan difíciles de conseguir como se tiende a creer. Eso sí, requiere esfuerzo y constancia, pero si planificas correctamente tu rutina y te decides a poner en práctica una serie de hábitos saludables podrás conseguirlo en unas pocas semanas.

¿Qué es y a quienes está dirigido?

El plan de entrenamiento Six Pack está dirigido a mujeres y hombres que tienen como objetivo fortalecer y quemar la grasa del abdomen. Definir los abdominales correctamente es un proceso que requiere de paciencia y sacrificio, para conseguirlo es importante realizar cada ejercicio de manera pausada y ser estricto con la dieta.

Tienes que tener muy claro, que para lucir un abdomen perfecto necesitas reducir al máximo el porcentaje de grasa corporal y esto solo es posible con mucho ejercicio y una buena alimentación. El músculo se encuentra situado bajo el tejido graso, por lo que éste no será visible hasta que desaparezca la grasa.

¿Qué hay que hacer para perder peso y no recuperarlo?

Hoy vamos compartir en el presente articulo todo lo relacionado al entrenamiento bien diseñado y hábitos de alimentación saludables que podrás incorporar fácilmente a tu día a día con el propósito de adelgazar y no volver a engordar jamás y lucir tu six pack.

¡Acompáñanos!. Ya seas runner, adicto al gimnasio o principiante, el entrenamiento con el propio cuerpo es la clave para perder esos kilos de más, aumentar la fuerza y definir los músculos como nunca antes.

Unos abdominales de cero; como conseguirlos

Como siempre con la llegada del nuevo año los propósitos son los mismos, mejorar sustancialmente el estado de nuestro cuerpo. Conseguir unos abdominales de acero suele ser una de las cosas que solemos intentar conseguir, pero muchas veces se queda solo en eso, en un intento.

¿Que son los abdominales?

Del latín abdomen, el abdomen es un concepto que se refiere al vientre. En los mamíferos, es la cavidad del cuerpo que queda limitada por el diafragma o el conjunto de vísceras de dicha región. En los seres humanos, el abdomen también permite dar nombre a la adiposidad, gordura o vientre prominente.

Resumen: Los abdominales son músculos estabilizadores y siguiendo el principio de especificidad debemos aplicarles movimientos con patrones de movimientos cercanos a su función, tanto en forma como en intensidad.

Que más debemos conocer de la musculatura abdominal para poder trabajarlos

Los músculos del tronco no tienen la función de generar grandes fuerzas ni mover cargas elevadas como un cuádriceps o el pectoral, debemos tener muy claro que son músculos cuya misión biomecánica es la de conseguir una gran estabilidad en la región del tronco para que las palancas de brazos y piernas puedan realizar movimientos coordinados, estables y con capacidad de generar grandes fuerzas.

Ejemplo

Observas un lanzamiento de un balón medicinal o el empuje vertical en un press con barra, la zona del tronco apenas se mueve, los músculos de toda la pared abdominal se contraen de forma enérgica pero con el objetivo de conseguir la estabilidad de la columna, de esta forma se genera un boque estable sobre el que se transmiten las líneas de fuerzas mejorando la eficiencia del movimiento, pero al mismo tiempo protegiendo a toda la estructura articular de la columna.

¿Cómo se clasifican los abdominales y que función cumplen?

Para aplicar los ejercicios más adecuados debemos conocer no solamente la anatomía de los músculos del tronco, sino además su función desde el punto de vista del movimiento.

Transverso: El más profundo y sin duda el más importante en la estabilización de la columna. Se cierra a modo de “faja” aumentando la presión intrabdominal. Hace las funciones de un verdadero cinturón.

Oblicuo interno: Se encuentra por debajo del oblicuo externo, sus fibras también transversales van desde las últimas costillas y línea alba del recto del abdomen, hasta la cresta iliaca de la cadera. Colabora en la flexión junto al recto del abdomen. Si actúa solo el de un lado, produce inclinación lateral y rotación hacia su lado.

Oblicuo externo: Sus fibras son transversales se originan en las últimas costillas y llegan hasta la cresta iliaca. Ayudan al recto del abdomen en la flexión del tronco si solo actúa el de un lado produce inclinación lateral y rotación del torso al lado contrario.

Recto del abdomen: Sus fibras son verticales se orientan desde la rama del pubis hasta el esternón dividiéndose en varios vientres musculares que le dan esa forma de “tableta de chocolate”. Su principal acción es la flexión ventral acercando el esternón hacia el pubis.

Resumen: Así que vamos a plantearnos un trabajo para que al mismo tiempo que mejoramos nuestra forma física y conseguimos esa cintura en forma tan deseada, podamos no solo evitar el dolor de espalda sino incluso, evitarlo a largo plazo, optimizar nuestra estética, mejorar el rendimiento.

¿Qué rutina seguir para sacar los Six pack? y olvidarse de esa barriga

Seguro que la gran mayoría de nosotros suele pensar que simplemente con realizar ejercicios abdominales conseguiremos un vientre totalmente tonificado. La verdad que el ejercicio es necesario, pero no es la gran parte que hace que los abdominales salgan a la luz. Hay que tener presente que esta zona suele ser un almacén natural de grasa del ser humano, por lo que hay que tenerlas a raya y para ello es necesario mantener una serie de normas.

Alimentación correcta

En primer lugar vamos a destacar la alimentación. Si nos matamos a hacer ejercicios abdominales y comemos mal, nunca conseguiremos un vientre como es debido. La alimentación constituye casi el 80% del correcto resultado a la hora de conseguir unos abdominales de escándalo.
Es necesario que cuidemos sobre todo la ingesta de grasas e hidratos de carbono, ya que de este modo lo que conseguiremos será que se acumulen en esta parte del cuerpo, y más si tenemos tendencia a ello.
La dieta siempre es un factor determinante a la hora de marcar abdominales podemos trabajarlos con ejercicios multiarticular y específicos, pero si no somos capaces de bajar nuestro porcentaje de grasa y de eliminar esa grasa abdominal, no conseguiremos que se vea nuestro six-pack.

Realizar otro tipo de ejercicios

Mucha gente cree que los abdominales perfectos se logran solo haciendo abdominales, MENTIRA. Para lograr las ‘tabletas de ensueño’ debes reducir mucha grasa corporal, así que pesas, aeróbicos, correr, hacer ciclismo y nadar son excelentes formas de esfuerzo físico. Combina abdominales con este tipo de ejercicios y podrás lucir unos envidiables six pack.
Según un estudio de la Universidad de Southern Maine (EE.UU.) con media hora de pesas se quema las mismas calorías que corriendo durante el mismo tiempo a un ritmo alto (obtienes el beneficio adicional de ganar músculo). Más aún, a diferencia del ejercicio aeróbico, se ha demostrado que el trabajo con pesas puede llegar a acelerar el metabolismo hasta 39 horas después de la última repetición.

Levántate y bebe agua

Imagina cómo sería no beber nada durante toda la jornada laboral: ni café, ni agua ni un refresco. Al llegar a casa estarías más seco que un cactus. Por eso debes empezar a rehidratarte de inmediato después de dormir ocho horas. A partir de hoy, bebe al menos medio litro de agua nada más saltar de la cama.
Científicos alemanes han descubierto recientemente que esta costumbre acelera el metabolismo un 24% en los 90 minutos siguientes y lo que es más, un estudio anterior concluyó que las células musculares crecen más deprisa si están bien hidratadas. Una regla general: bebe al menos 3,5 litros de agua a lo largo del día. De esta manera estimularemos el sistema linfático favoreciendo así la circulación de líquidos sin temor a retenerlos en el abdomen.

¿Cuál es la rutina de ejercicios para obtener un six pack?

La clave de un abdomen ‘six pack’ está en combinar una dieta adecuada con una serie de ejercicios específicos que trabajen todo el grupo muscular que da forma al abdomen: músculos superiores, inferiores y oblicuos.

Sentadillas con Barra

Mucho ojo, porque no son unas sentadillas “normales”, con estas trabajaremos el core y no tanto las piernas, por tanto, no necesitaremos poner tanto peso. Partimos con una apertura de pies ligeramente superior a la de la cadera y con la barra por detrás de los hombros. Flexionamos las piernas como si nos sentáramos en una silla, es decir, llevando la pelvis hacia atrás y no las rodillas hacia delante (el error más común a la hora de hacer sentadillas), las rodillas no deben sobrepasar las puntas de los pies. Baja hasta que la parte posterior del muslo toque con el gemelo. Desde esta posición, empuja desde los talones para volver a la posición inicial. Para ello deberás mantener la espalda recta y los abdominales apretados para evitar lesiones. Realiza cuatro sets de 12 repeticiones.

Planchas

Este es un ejercicio isométrico que se caracteriza por la ausencia de movimiento. La plancha tiene éxito en donde muchos ejercicios fallan: entrena todo el core desde el recto abdominal, pasando por tus oblicuos, hasta la espalda baja e incluso los glúteos. Esto puede ayudar a prevenir y a veces, a identificar desequilibrios en estos músculos, lo que te ayuda a prevenir dolores y lesiones.

Túmbate boca abajo con los pies abiertos a la altura de la cadera y los codos justo debajo de los hombros haciendo un ángulo de 90º. Ahora, eleva la cadera y mantén la zona abdominal apretada para crear con el cuerpo una línea recta y paralela.

Mucho cuidado con subir demasiado el trasero creando un ángulo o dejándolo demasiado bajo creando una curva en la parte inferior de la espalda. Es uno de los errores más comunes. Debemos asegurarnos de que los abdominales están apretados y de que los hombros, la parte baja de la espalda y los glúteos están en línea recta y paralela al suelo.

Extensiones y contracciones de piernas en fitball para trabajar abdomen

La pelota suiza o fitball tiene infinidad de usos y uno en el que nos vamos a detener siempre es en el de útil para trabajar la pared abdominal, ya que debido a su inestabilidad y la infinidad de movimientos que nos permite será el vehículo perfecto a la hora de conseguir un vientre plano y en perfecto estado de tonificación.
De entrada nos colocaremos con los pies sobre la fitball y el cuerpo boca abajo con los brazos estirados y apoyados en el suelo. Comenzaremos con todo el cuerpo estirado y estabilizado de modo que la espalda quede recta y la cabeza mirando al frente. Estabilizaremos los brazos y todo el cuerpo a través del tronco que permanecerá en tensión.

Partiendo de la postura descrita anteriormente lo que haremos será concentrar toda la tensión y la fuerza de empuje en la pared abdominal, ya que esta será la que aguantará toda la tensión del ejercicio y a donde debe estar concentrada. Para ello que haremos será simplemente realizar contracciones de piernas, llevándolas hacia el pecho sin despegar los pies de la fitball. Con este movimiento lo que haremos será trabajar toda la pared abdominal.

Crunch abdominal

Es un ejercicio clásico para trabajar la musculatura abdominal; para realizarlo, se procede de la siguiente manera:

  • Acostarse en el suelo boca arriba sobre una colchoneta o alfombra.
  • Flexionar las piernas, manteniendo los pies y la espalda apoyados sobre el suelo.
  • Colocar las manos detrás de la nuca para que los codos puedan abrirse.
  • Partiendo de esta posición empezar el movimiento flexionando el tronco elevando ligeramente la cabeza y los hombros del suelo como si se intentara acercar las costillas a la cadera.
  • Se debe realizar de la manera correcta haciendo fuerza en la zona abdominal sin ejercer presión sobre el cuello para evitar lesiones.

Bird dog o pájaro-perro

Un movimiento simple pero que trabaja todo el core. Coloca tus manos y rodillas sobre el suelo, en posición de cuatro patas o de perro. Tus rodillas deben de ir debajo de las caderas y las manos debajo de los hombros.
Ahora sin mover la columna y manteniendo el abdomen contraído, extiende el brazo izquierdo y la pierna derecha al mismo tiempo. Mantenlos paralelos al piso por un momento y luego redondea tu espalda para tocar el codo izquierdo con la rodilla derecha. Vuelve a extender tu brazo derecho y pierna izquierda.

Cómo se ejecutan los abdominales pies a la barra

Para realizar correctamente los abdominales pies a la barra, comenzaremos colgados de la barra de dominadas con las manos colocada ligeramente más anchas que la altura de los hombros.
Posteriormente, lanzaremos las piernas hacia atrás mientras apuntamos con el pecho hacia delante para poner en marcha el balanceo. Cuando vayamos a iniciar el despegue hacia arriba, lanzaremos las piernas hacia arriba y los brazos deberán acompañar el movimiento pero en vez de ir en la misma dirección que estos, se lanzarán hacia detrás.
Para completar los abdominales pies a la barra, deberemos tocar con los dedos de los pies o parte superior del cuerpo la barra. Es importante un fluir constante para realizar correctamente el movimiento, lanzando fuertemente los brazos nuevamente hacia detrás cuando vayamos a coger impulso de nuevo.